lunes, julio 6

55% de empresas afectadas por delitos en QR

0
338

Más del 55% de las empresas integrantes de la Coparmex que operan en Quintana Roo han reportando algún incidente relacionado con la inseguridad, como haber sido víctimas de algún robo o asalto u otro delito, en el último año. La estadística no ha variado en mucho y así se revela en los indicadores que otorga la plataforma DATA, que realiza un monitoreo desde febrero del 2018 con diez puntos básicos que permiten ver la radiografía real que se enfrenta en cada estado del país.

La inseguridad es más que una percepción entre el sector empresarial del destino que opera en las tiendas de esquina o en algún negocio, sea farmacia, comercio u oficina. La realidad es que el robo a negocios sigue siendo el principal motivo de preocupación entre el sector empresarial y cada vez son más los que sufren innumerables pérdidas por la delincuencia, que puede asaltar un comercio hasta tres o cuatro veces al mes, sin que se tengan resultados de operativos ni de autoridades en la detención y en la impartición de justicia.

En el caso de los indicadores que otorga la Coparmex, presentados desde hace casi un año, la estadística se mantiene entre el 54 y 60% de las empresas que han sido víctimas de algún delito en el estado de Quintana Roo en el último año. El mayor indicador de victimización de la delincuencia se alcanzó en julio del 2018, cuando el 60% de las empresas Coparmex reportaron esta condición. Todo ello en medio de cambios radicales que se han venido dando entre las corporaciones y mandos policiacos.

En la más reciente entrega de DATA, si bien se revela en el indicador de “Más seguridad”, una tendencia a la baja en el último trimestre, el indicador sigue siendo muy alto (55.7% de las empresas han sido víctimas de algún delito) pero no supera la media nacional que se colocó en 57.9% de las empresas con un incremento de casi siete puntos de un trimestre a otro en el índice de inseguridad y asaltos.

Otros datos que resaltan de la plataforma empresarial, son la deuda sin sentido, que corresponde a la deuda pública que soporta el estado y que le corresponde a cada ciudadano, lo que mide la sustentabilidad de la región.

En este rubro, cada habitante en el estado tiene una deuda pública de 12 mil 805 pesos, con un crecimiento de casi 2,400 pesos tan sólo en el último año.

No obstante estos indicadores, se ven avances en relación a la confianza con el gobierno, tanto a nivel nacional como estatal, y se ve una ligera disminución en la corrupción, aunque aún así, el estado sigue reportando un alto índice de corrupción donde el 53% de los empresarios reporta haber enfrentado esta condición en algún trámite o servicio.

Fuente: PorEsto

Comments are closed.