sábado, agosto 15

Acusan ante el ayuntamiento presunto desvío de recursos en Servilimpia

0
363

 

Trabajadores de Servilimpia realizan una protesta frente al Palacio Municipal de Mérida en busca de diálogo con el alcalde Renán Barrera Concha para denunciar un posible desvío de recursos a cargo del director del organismo, Víctor Rodríguez Rivas.

Los quejosos afirmaron que la administración les retiene pagos como IMSS, Infonavit, Fonacot, así como del SAT, pero ese dinero no llega a su destino.

Aseguraron que muchos de ellos ya tienen problemas con el Infonavit y están cerca de perder sus casas.

Afirmaron que otros enfermaron de Covid-19 pero les negaron la atención en el IMSS.

Millonario adeudo al SAT

Además, dijeron, la empresa debe 16 millones de pesos al SAT, de modo que está recibiendo notificaciones para el pago o la empresa perderá, de nuevo, el sello fiscal que les permite facturar.

“Sería la segunda vez, ya pasó el año pasado y se pusieron al día para que les regresen el sello fiscal”, recordó uno de los empleados.

Indicaron que el director hace todo lo contrario a lo que promueve el alcalde con respecto a la austeridad, pues se compró un auto y una motocicleta de lujo, que entre los dos tienen valor de poco más de un millón de pesos.

Sueldo de solo 100 pesos

La gota que derramó el vaso fue que el pasado viernes muchos recibieron de nuevo solo 100 pesos de sueldo, de modo que decidieron ponerle un alto a la situación entablando una plática con el alcalde. Hasta el momento de editar esta información no los habían recibido.

Explicaron que no es la primera vez que reciben un sueldo bajo y al pedir una aclaración el director les dice que les va a “ayudar”, habla con el contador y les dan entre 1,000 y 2,000 pesos.

Sin embargo, aseguraron que están cansados de tener que rogar por lo que les corresponde por derecho, pues es su sueldo.

Dinero de un subsidio

“El dice que no hay dinero y no habrá para el resto de la administración, pero ya nos comprobaron que el Ayuntamiento deposita poco más de un millón de pesos de subsidio, más lo que se cobra por el servicio son poco más de cinco millones de pesos mensuales, ¿A dónde se está yendo ese dinero?”, preguntó uno de los trabajadores.

“Lo único que pedimos es que se resuelva esta situación que jamás había pasado”, dijo una mujer con 14 años en la empresa.

Fuente: Diario de Yucatán

Leave a reply