viernes, noviembre 27

Advierten que Dos Bocas traerá daños severos al agua

0
327

La refinería que se pretende construir por parte de la Sener tendrá efectos ‘severos’ en la calidad del agua y en la generación de ruido, según la propia Manifestación de Impacto Ambiental.

La refinería que se pretende construir en Dos Bocas, Tabasco, por parte de la Secretaría de Energía tendrá efectos “severos” en la calidad del agua y en la generación de ruido, según la propia Manifestación de Impacto Ambiental.

De acuerdo con el documento, que pudo revisar El Financiero, con la matriz de impactos que contiene la Manifestación de Impacto Ambiental (MIA) existen efectos moderados y severos en la construcción y operación de la planta.

Esta matriz fue realizada por el Instituto Mexicano del Petróleo (IMP) como parte de la MIA que se encuentra en evaluación y cataloga los efectos adversos al medio ambiente como irrelevantes, moderados, severos y críticos.

Según estos datos, durante los trabajos de preparación del sitio para esta refinería, existirán efectos severos en la calidad del agua, debido al despalme del terreno. Mientras, la conformación de las plataformas fue catalogada con efectos también severos para el agua de la zona.

Se detalla que “dentro de los impactos se identificaron: modificación de las escorrentías que conducen aguas pluviales; alteración de la calidad del agua pluvial que se infiltra al subsuelo y en el consumo de agua”.

En la etapa de mantenimiento y operación de la planta se consideraron daños severos en la calidad del aire por las emisiones contaminantes que generará las operaciones.

Se explica que “se identificaron: generación de emisiones contaminantes y partículas suspendidas en el aire, además de generación de ruido”.

Otros efectos en la obra, considerados como “moderados”, serán afectaciones en la calidad del aire por la construcción de plantas de proceso y la instalación de conexiones y tuberías.

Se explica en el documento que “la evaluación de la etapa que presentó la mayor afectación, es la etapa de preparación del sitio; sin embargo, las actividades involucradas son de corta duración y están en función de la duración de la etapa, es decir, en la mayoría de los casos, los efectos adversos de las actividades cesarán una vez que esta etapa quede concluida. Las actividades que causan los efectos más importantes son: el desmonte, despalme y las actividades de mejoramiento de suelo, afectando directamente los factores ambientales agua, aire, suelo, geomorfología, vegetación y fauna”.

Fuente: El Financiero

Leave a reply