sábado, noviembre 16

Analizan movilidad de ciclistas en la ciudad

0
148

 

Verifican en 25 urbes obras de infraestructura y aspectos normativos

Las políticas públicas que promueven el uso de la bicicleta como medio de transporte dan un nuevo respiro al planeta. Las iniciativas ciclistas se han convertido en una herramienta para hacer frente a los desafíos ambientales, económicos, sociales y de salud en diversas ciudades, como Mérida.

El plan municipal de la capital del Estado, junto con el de otras 24 ciudades, fue analizado para conocer el perfil ciclista que tienen, a fin de crear una estrategia de movilidad que se traduzca en mejoras para las personas que utilizan dicho medio.

El análisis verifica obras de infraestructura a favor del ciclista y aspectos normativos, y una de las ventajas con las que cuenta Mérida es que se trabaja para atender el problema de manera integral.

La idea es que a raíz de la creación del plan se empiecen a ver mejoras relevantes y más contundentes, entre ellas el mejoramiento de calles en donde se toman en cuenta los criterios de diseño para una movilidad sustentable.

El estudio se realizó en 2018, como parte de la cooperación bilateral entre los gobiernos de Alemania y México, que firmaron un convenio para implementar el programa “Protección del Clima en la Política Urbana de México” para fortalecer capacidades institucionales para la planeación e implementación de políticas, estrategias y medidas de protección climática en los tres niveles del gobierno.

Entre los resultados que se obtuvo destaca que en Mérida el tipo de bicicletas que maneja el 47 por ciento de los ciclistas son adaptadas, también destaca en el empleo de triciclos, ya que en la mayor parte de las ciudades que participaron en el estudio solo entre el 2 y 4 por ciento utilizan ese tipo de vehículos, en cambio en esta ciudad lo usa el 15 por ciento de las personas encuestadas.

Otro punto es que solo el 25 por ciento de las bicicletas tiene equipamiento de luces traseras, por lo que es un signo de alerta relevante, de ahí la importancia de crear políticas de difusión para que se les equipe mejor.

Esto es una oportunidad para atender aspectos “fáciles” y sencillos, pero que tienen un impacto en la seguridad de los ciclistas. Muchas veces la adquisición de las bicicletas no cuenta con las luces necesarias, es decir, que vienen menos equipadas o se tiene que comprar por separado.

Esta metodología fue aplicada por estudiantes de diversas universidades, además del personal del Instituto Municipal de Planeación (Implan), que entrevistaron a 390 personas de manera directa en diferentes puntos de la ciudad.

Se dio a conocer que el 65 por ciento de las personas han utilizado por cinco años la bicicleta y que en Mérida el 88 por ciento las maneja unos cinco días a la semana.
Mucha gente piensa que los trayectos son cortos, pero el 40 por ciento de los ciclistas tienen trayectos entre media hora y una hora, y el 49 por ciento de más de 30 minutos, es decir, distancias largas.

En cuanto a las edades, en su mayoría personas de entre 25 y 60 años utiliza este medio para realizar compras o ir a trabajar.

Se indicó que el promedio mensual de lo que gana una personas que usa bicicleta es de cuatro mil 630 pesos, ingreso bajo, siendo la mayoría empleados, estudiantes y albañiles.

Entre las razones del uso de la bicicleta destaca el hecho de que les resulta más rápido y práctico, seguido de que es más barato, saludable y por último, por considerar que es bueno para el medio ambiente.

Una de las principales preocupaciones es la seguridad vial, seguida de que no existe infraestructura adecuada para el tránsito de este tipo de vehículos. De los encuestados, el 81 por ciento se refiere a esos puntos, pero solo el 4 por ciento se quejó del clima extremo.

Respecto a ese tema, el Ayuntamiento tendrá que realizar campañas para fortalecer el respeto de automovilistas y operadores de autobuses hacia los ciclistas.

Fuente: Novedades Yucatán.

Leave a reply