sábado, noviembre 27

Bacalar, una joya turística en crisis

0
150

Desde 2006, Bacalar se sumó al programa Pueblos Mágicos con atractivos como su Laguna de los Siete Colores, el cenote y el Fuerte de Bacalar. En 2018, fue incluido entre los mejores pueblos mágicos del país, ocupando el quinto sitio, aunque en algún momento ello generó un riesgo de saturación.

Bacalar se ubica a media hora de Chetumal y hasta antes del inicio de la pandemia, se identificaba como uno de los destinos turísticos más consolidados al sur del estado.

Por sus características, Bacalar se incorporó al Programa Pueblos Mágicos en los primeros años de implementación y por muchos años fue el único lugar del estado con este distintivo, incluso cuando aún era parte del municipio de Othón P. Blanco.

Sus principales atractivos son: la laguna, el cenote, el Fuerte de San Felipe, el Museo de la Piratería, el Templo de San Joaquín, la Casa del Escritor y la plaza principal. Su principal fiesta es cuando se celebra a su patrono, San Joaquín, en agosto, lo que da lugar a una feria, eventos acuáticos y culturales.

Actualmente, como muchos de los destinos turísticos del país, Bacalar transita por una crisis debido a la ausencia de turismo, en parte por la pandemia, y por otra parte, debido a la ausencia de los colores característicos de la llamada Laguna de los Siete Colores por los escurrimientos que provocó la tormenta tropical Cristóbal en 2020.

Los escurrimientos causaron, además, la muerte de más de ocho millones de caracoles chivita, característicos de la laguna.

De acuerdo con expertos, la laguna está en riesgo de no recuperar sus colores si no se detiene la agrodeforestación y los agrovenenos utilizados para la industria agrícola y ganadera.

Fuente: La Jornada Maya

Leave a reply