lunes, octubre 21

Bestial crimen en una escuela

0
148

PLAYA DEL CARMEN, SOLIDARIDAD.- De manera bestial, una niña de apenas ocho años fue violada y asesinada con un pesado bloque de concreto que le destrozó la cabeza; inhumano crimen que causó consternación, cometido por uno (s) degenerado (s) asesino, en el patio de la escuela primaria “Gregoria Cob Cob” de la colonia Luis Donaldo Colosio Murrieta, cuyo cadáver fue encontrado en un pasillo del patio por alumnos de segundo grado que realizaban labores de limpieza. Cabe aclarar que la víctima de feminicidio, delito por el cual la FGE inició la carpeta de investigación 1361/2018, no estudiaba en dicho plantel, y fue llevada al lugar por su (s) plagiario (s) para cometer el aberrante homicidio, ya que desapareció desde la noche del miércoles, afuera de su casa ubicada a dos calles de la escuela.

El cuerpo de la pequeña fue hallado de manera trágica alrededor de las 11:30 horas de ayer jueves, en un rincón del patio trasero de la escuela primaria “Gregoria Cob Cob” ubicado en la calle 88 con avenida 25, a dos cuadras de la casa de la niña localizado en la avenida 25 entre las calles 90 y 92 donde desapareció a las 8 de la noche del miércoles, mientras jugaba con otros menores de edad de la zona.

El macabro hallazgo fue hecho por un grupo de estudiantes de segundo grado del mismo colegio, quienes se disponían a realizar una actividad de limpieza, bajo el debido cuidado de sus profesores.

Se presume que el o los asesinos metieron a la niña en un espacio de cinco metros de largo de un muro en la calle 88 con avenida 25 el costado oriente del plantel, al parecer para que sirva de estacionamiento, pero nunca se colocaron las rejas, razón por la cual, muy enojados los padres de familia exigieron a la dirección de la escuela y a las autoridades competentes que de inmediato lo arregle y refuerce la seguridad en todas las escuelas del municipio.

La niña de ocho años, de tez morena, cabello negro, fue encontrada en posición decúbito dorsal (boca arriba) a simple vista se observaba una lesión contusa a la altura de la frente, y sobre la pared adjunta se observa una mancha de sangre con escurrimiento, así también se pudo observar en su parte íntima manchas de sangre. Vestía blusa morada y short blanco con verde, el short lo tiene a la altura de los tobillos con sangre, por lo que, de inmediato se reportó el trágico hallazgo al número de emergencias 911, enviándose a la escuela a los paramédicos de una ambulancia privada y a los agentes de la Policía Municipal que solo sirven para acordonar la escena de crimen, los paramédicos al revisar el cuerpo, confirmaron que la menor había fallecido, razón porqué la PMP pidió la intervención de las autoridades de la Fiscalía General del Estado (FGE).

Al acudir las autoridades de la FGE, entre estos, los agentes de la Policía Ministerial de Investigación, la Policía de Procesamiento y peritos, el lugar del hallazgo se encontraba asegurada con cinta preventiva a cargo del primer respondiente y al ingresar al plantel por una entrada trasera, cerca de un salón de clases, a través de un pasillo se ubicó el cuerpo sin vida de una menor de edad, a quien se le observó una lesión en la frente.

Por este aberrante crimen, la Fiscalía General del Estado a través de la Fiscalía Especializada de Atención a Delitos contra la Mujer y Razones de Género inició la carpeta de investigación 1361/2018, por el delito de feminicidio en agravio de una menor de edad, en contra de quien o quienes resulten responsables de este crimen.

Mientras las autoridades de la FGE recopilaban las evidencias de la escena que permita dar con los responsables del inhumano crimen, las madres y padres de familia vivieron una pesadilla al saber que la razón por la cual se implementó un fuerte dispositivo de seguridad por parte de la Policía Municipal en las afueras de la escuela primaria “Gregoria Cob” fue el hallazgo de una menor de edad fallecida, y muchos corrieron asustados, temiendo que fuera alguno de sus hijos, pero las mismas autoridades del colegio les informaron que ninguno de sus alumnos fue la víctima.

Fueron vecinos quienes corrieron a la casa de los padres, dos calles abajo, para dar aviso. El padrastro de la menor fue quien reconoció el cuerpo, tras lo cual, en medio de lágrimas, fue acompañado por elementos ministeriales a rendir su declaración.

Y es que mientras los padres de familia del turno matutino corrieron en busca de sus hijos para ver si estaban bien, los del turno vespertino, al llegar a la escuela y conocer que había un menor de edad fallecido al interior del plantel, terminaron asustados y algunos menores de entre siete y 12 años de edad, entre lágrimas, decidieron no entrar a clases.

Finalmente, los atemorizados padres exigieron a la dirección de la escuela y a las autoridades correspondientes, al menos, a “tapar el pozo ya muerto el niño”, pues desde ya varios meses que se abrió un espacio de cinco metros de largo de un muro en la calle 88 con avenida 25 el costado oriente del plantel, al parecer para que sirva de estacionamiento, pero nunca se colocaron las rejas y se presume que por ahí entraron el o los asesinos de la menor.

Fuente: PorEsto

 

Comments are closed.