domingo, mayo 9

Cabecilla del CDG acribillado

0
1020

PLAYA DEL CARMEN SOLIDARIDAD, 2 de febrero.- Como muestra del recrudecimiento de la espiral de narco-violencia por la disputa de la plaza entre siete grupos criminales; un supuesto cabecilla del CDG identificado como “El Marlon” fue acribillado por sicarios con armas de grueso calibre tipo AR-15 y pistolas a plena luz del día dentro de una sucursal de tiendas de conveniencia del fraccionamiento Misión de las Flores donde se refugió para tratar de salvar su vida, convirtiéndose en el ejecutado 22 de este 2019.

En esta ocasión la Policía Municipal logró la detención de los tres presuntos sicarios cuando se daban a la fuga en un auto Versa, a quienes les aseguraron cinco armas de fuego y cartuchos útiles; fueron puestos a disposición de la FGE, edificio que fue blindado por el Ejército, la Policía Estatal y Municipal porque había amenazas de un intento de ataque para rescatarlos.

Alrededor de las 11:30 horas de este sábado, Marlon Magaña alias “El Marlon” de 35 años de edad, originario de Huimanguillo, Tabasco, uno de los supuestos cabecillas del Cártel del Golfo (CDG) en esta plaza caminaba en la avenida Constituyentes con calle Flor de Noche Buena del fraccionamiento Misión de las Flores cuando se percató que era perseguido por tres sujetos en un auto Versa color rojo, presintiendo que era para ejecutarlo, por lo que intentó entrar apresuradamente en una tienda de conveniencia localizada en dicha dirección, sin embargo, y cuando ya se encontraba en la puerta fue rafagueado por la espalda con fusiles de asalto tipo AR-15, calibre .223 y pistolas tipo escuadra calibre 9 milímetros, cayendo herido de muerte boca arriba dentro del negocio, por lo que, uno de los sicarios entró al negocio para darle el tiro de gracia.

Los tres presuntos responsables de la ejecución detenidos por la Policía Municipal cuando se daban a la fuga en un automóvil marca Nissan, tipo Versa, color rojo, con placas de circulación USJ-247-E de Quintana Roo,  tras una peliculesca y peligrosa persecución, dijeron llamarse Apolinar Gómez (a) “La Chupis”, de 26 años de edad, originario de Acapulco, Guerrero, quien ya estuvo sujeto a proceso penal en su lugar de origen; Luis Angel Macías, de 29 años y Julián Rubicel Bustamante, de 20 años, ambos procedentes del estado de Tabasco, y de acuerdo a información extraoficial en sus primeras declaraciones rendidas en la Fiscalía General del Estado (FGE) manifestaron pertenecer a la organización criminal “Los Pelones” liderada por un sujeto identificado con el alias de “El Pantera”.

Los testigos del ataque armado, en el que por fortuna no hubo inocentes heridos de bala, aunque un cliente del establecimiento sufrió un “rozón” de un proyectil, reportaron la ejecución al número de emergencias 911, enviándose al lugar a los paramédicos de una ambulancia privada y a los elementos de la Policía Municipal Preventiva (PMP); los paramédicos al revisar el cuerpo de “El Marlon” se percataron que ya había muerto por las balazos recibidos y por esta razón la Policía Municipal acordonó el área del crimen y alertaron a sus compañeros de sector para abocarse a la búsqueda de los sospechosos que habían huido en el Versa, color rojo, siendo ubicado cerca del sitio de la ejecución, quienes al verse descubiertos aceleraron su marcha para tratar de evadir a la autoridad, sin embargo, finalmente fueron detenidos.

Una vez detenidos y sometidos, ante la expectación de los vecinos del fraccionamiento Los Olivos, el trío de presuntos sicarios fueron concentrados en las instalaciones de la Dirección General de Seguridad Pública y Tránsito para la elaboración de sus certificados médicos, reforzándose la vigilancia en los alrededores porque había amenazas de que intentarían rescatarlos a sangre y fuego, lo que por fortuna no ocurrió, y después puestos a disposición del Fiscal del Ministerio Público del Fuero Común (MPFC) de la FGE, por el delito de homicidio calificado y por el uso de las armas y cartuchos útiles se dio vista la Fiscalía General de la República (FGR).

Las autoridades de la Fiscalía General del Estado, entre éstas la Policía Ministerial de Investigación, la Policía con Capacidad para Procesar y los peritos en criminalística se apersonaron en el comercio, escenario del crimen, para las diligencias de Ley, entre éstas la recopilación de evidencias, sobresaliendo la gran cantidad de casquillos y cartuchos útiles calibre .223 y 9 milímetros regados en el estacionamiento en la puerta de acceso a la tienda de conveniencia, y finalmente el personal del Servicio Médico Forense (Semefo) procedió al “levantamiento” del cadáver para trasladarlo a sus instalaciones para la práctica de la necropsia de Ley.

Fuente: PorEsto

 

Comments are closed.