miércoles, abril 8

Conductor ebrio atropella a tres personas

0
197

 

En Tekax hay dos lesionados con posibles fracturas

TEKAX.— Un conductor ebrio causó choques y atropelló a tres personas, de las cuales dos sufrieron heridas cortantes y posibles fracturas en hombros y piernas.

El responsable escapó y su familia lo escondió en su casa, en la calle 45 entre 30 y 32 de la colonia Yocchenkax, según los vecinos.

El hecho ocurrió anteanoche en la calle 47 entre 30 y 32 de esa colonia.

De acuerdo con lo que se averiguó, el conductor iba en la calle 47 de Oriente a Poniente y al llegar a la 30 arrolló a Mamerto Canul Rocha, alias “Archi”, de 69 años de edad, quien estaba parado junto a su tricitaxi.

Canul Rocha resultó con posible fractura de piernas y le colgaba un pedazo de piel de su boca.

El automovilista siguió su trayecto en zigzag y atropelló a José Edilberto Can Hau, de 48 años de edad, quien sufrió heridas cortantes en brazos y hombros.

También embistió al mototaxista Román Alberto Santana Padrón, de 60 años de edad, quien estaba sentado en su unidad ligera.

Agentes de la Policía de Tekax cerraron la calle para realizar el peritaje.

Paramédicos de la Cruz Roja atendieron a los tres lesionados.

Vecinos indicaron que el responsable es de la familia Cámara Mejía y vieron dónde escondió el vehículo.

En Akil, el motociclista Jorge Rogelio Carrillo Navarrete, de 33 años, quien conducía alcoholizado, no llegó a su casa, pues derrapó en la vía Pencuyut-Akil.

Conductores que pasaron por el lugar y lo vieron tirado a la vera del camino pensaron que estaba muerto porque no se movía.

El percance ocurrió a las 4:30 de la tarde en el tramo estatal Pencuyut-Akil, dos kilómetros antes de llegar al segundo poblado.

Según testigos, la moto quedó a la orilla del camino y pensaron que el motociclista estaba muerto, de modo que dieron parte a las autoridades.

Al sitio llegaron familiares del accidentado, vieron que se levante y no esperaron a los paramédicos de la Cruz Roja. Se lo llevaron.

La Policía de Akil tomó conocimiento del hecho.

Fuente: Diario de Yucatán.

Leave a reply