lunes, mayo 20

Crece malestar contra ruido excesivo en Ticul

0
297

Se deben aplicar medidas como en Mérida, señalan

TICUL.— A pesar de las constantes quejas de vecinos, los problemas del ruido excesivo en la ciudad continúan e incluso hay quienes aseguran que la situación ha empeorado durante estas vacaciones, por lo que piden la intervención de las autoridades municipales.

Los vecinos incluso consideran que el Ayuntamiento, comandado por el alcalde Rafael Montalvo Mata, debe tomar en cuenta las medidas que ya se aplican en Mérida por el tema del ruido, ya que de continuar de esta manera podría traer consecuencias de salud para las personas.

De acuerdo con vecinos, como Diego Cox, el ruido que generan los escapes o mofles de las motocicletas modificadas afecta a las familias, principalmente a los menores de edad.

El padre de familia señala que ante la falta de un reglamento que prohíba este problema, cada vez más jóvenes hacen modificaciones a sus vehículos y transitan en la ciudad haciendo ruido.

“Incluso hay motos que podrían romper los tímpanos de los niños y por eso pedimos a las autoridades que tomen medidas”, señaló.

“Se debería contar con un reglamento para atacar el problema del ruido e imponer sanciones a los responsables. En el caso de las motocicletas es un tema urgente que hay que tomar en cuenta, ya que cada vez hay más vehículos modificados que hacen mucho escándalo”, agregó.

Molestia
En el centro de la ciudad, comerciantes manifiestan su descontento por el problema del ruido que generan varios negocios, que, con tal de llamar la atención de la gente, le suben al volumen de sus bocinas sin que las autoridades los sancionen. Agregan que el problema aumentó durante estas vacaciones de Semana Santa.

En el mercado municipal hay varios negocios que utilizan esos equipos de sonido, cuyo ruido llega a varias esquinas, denuncian vecinos quienes esperan que la Comuna tome cartas.

En marzo pasado, el Ayuntamiento de Mérida concluyó el nuevo Reglamento de Protección al Ambiente y Equilibrio Ecológico, con el cual se regulará el ruido que generen establecimientos como restaurantes, bares y cantinas que operan en el Centro Histórico y otras zonas de la capital yucateca.

El documento se encuentra en proceso de revisión y adecuaciones finales; fue elaborado con propuestas del Ayuntamiento, organismos de la iniciativa privada y de la sociedad civil.

fuente: Diario de Yucatán

TagsTicul

Leave a reply