martes, agosto 20

De proceder amparo, votación del matrimonio igualitario sería pública

0
289

La iniciativa podría aprobarse en Yucatán por presión social, opina antropólogo social

De proceder el amparo que interpuso recientemente Movimiento Ciudadano (MC), los diputados de Yucatán tendrían que volver a votar el tema del matrimonio igualitario, pero esta vez de manera abierta, lo que podría ocasionar que se apruebe, ya que ahora se evidenciaría a quien vote en contra de los derechos, y por presión social, opinó Armando Rivas Lugo, antropólogo social y activista pro de los derechos humanos.

“Votaron en secreto porque saben que está mal votar en contra, que es votar en contra de los derechos humanos. Sin embargo, si votan en público el resultado sería otro, podrían cambiar su voto ya sea por presión social, mediática, hasta por estrategia política y partidista. Se verían en la obligación de votar a favor”, manifestó.

La fracción parlamentaria de MC presentó el lunes pasado un amparo ante el Poder Judicial de la Federación, en contra la votación secreta que se llevó a cabo el pasado 15 de julio, en la que nuevamente se rechazó por mayoría el dictamen para reformar la Constitución del estado para hacer posible el matrimonio igualitario, y por negarse a someter a votación que este sufragio sea nominal, como propuso esa bancada.

Silvia López Escoffié, diputada de dicho partido, precisó que este amparo es en contra de la Mesa Directiva del Congreso del estado y de su presidente, Enrique Castillo Ruz, ya que violó la Ley de Gobierno del Poder Legislativo al extralimitarse de sus facultades, al imponer una votación secreta.

Sobre el tema, Rivas Lugo indicó que la pasada votación en cédula, en secreto, sólo se debe hacer bajo ciertas circunstancias; por ejemplo cuando se elige al fiscal del estado, por un asunto de seguridad. Por lo tanto, este tema debió haber sido votado en público, porque además “es una reforma que tiene relación en materia de derechos humanos y por eso la importancia pública; la sociedad debe conocer cuáles son los argumentos para votar en contra”, subrayó.

Entonces, el amparo de MC es en contra de la votación secreta, precisó el especialista en derechos humanos, quien explicó que si procede se tendría que votar de nuevo este tema y ahora en público. “Vamos a saber quién votó a favor, en contra y sus argumentos”.

Sin embargo ¿podría haber alguna diferencia, pues aunque haya sido en secreto la votación, se sabe las posturas de muchos diputados y sus partidos?
Armando indicó que el voto está dividido, al menos una persona de cada partido votó a favor, por lo que espera que las bancadas de los partidos entiendan y estudien qué es lo que dice la Corte Interamericana de Derechos Humanos, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos y demás organismos sobre este tema para que se comprendan, porque se tiene que votar a favor, “ya no hay argumento para votar en contra”.

Estimó que se podría votar de nuevo este tema antes que termine esta legislatura, incluso hasta por una cuarta ocasión.

Fuente: La Jornada Maya

Leave a reply