jueves, diciembre 5

Defienden aeropuerto en Texcoco; Sedatu: beneficia a 6.4 millones

0
288

A dos días de la consulta, el gobierno federal presentó un estudio para llevar servicios de salud, educación y cultura al oriente del Valle de México, si se concreta la obra actual

Ante la inminente consulta sobre el destino del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM), el actual gobierno emprendió la defensa de la obra en Texcoco.

Rosario Robles, secretaria de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano, presentó el plan para reutilizar las 710 hectáreas de la actual terminal.

La propuesta contempla una nueva Ciudad Universitaria, además de otras dedicadas a salud, cultura y jóvenes. También hoteles, lago artificial, parque y comercios.

Asimismo, ampliaciones de la Línea 9 del Metro, un Cetram, conexiones a la Línea B, vialidades y un tren exprés.

Robles detalló que se necesita una inversión inicial de 20 mil millones de pesos, que se pueden recuperar de concretarse el actual NAIM, al que calificó de “un gran negocio”.

La A4A, organización comercial que agrupa a aerolíneas de EU, planteó a López Obrador seguir la obra en Texcoco, pues de lo contrario el país perderá competitividad.

Javier Jiménez Espriú acusó una estrategia para alertar sobre la falta de confianza de los mercados en México si se cancela el plan actual.

EN VEREMOS

Proyectos previstos para el terreno del actual AICM, en caso de seguir la obra en Texcoco:

Ciudad Universitaria del Oriente.
Parque y lago artificial.
Cetram y tren exprés.
Ampliación y nuevas conexiones para las líneas 9 y B del Metro.
Zona hotelera y comercial.
Centro de convenciones.
Ciudad de los jóvenes.
Ciudad de la salud.
Ciudad de la cultura.

Albergará el AICM una red de ciudades

Se estima una inversión inicial de 20 mil mdp, pero con las concesiones en el NAIM se recupera, dice Robles.

A dos días de que inicie la consulta convocada por Andrés Manuel López Obrador para definir el futuro del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM), la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), dio a conocer el proyecto de la administración de Enrique Peña Nieto para la reutilización de los terrenos que durante ocho décadas han ocupado la actual terminal aérea.

La propuesta incluida en el Programa Territorial Operativo de la Zona Oriente del Valle de México, contempla la construcción de la Ciudad Universitaria de Oriente, Ciudad de la Salud, Ciudad de la Cultura, Ciudad de los Jóvenes, Ciudad de la Investigación, Ciudad Administrativa, Zona Hotelera, foro y Centro de Convenciones.

En los predios de 710 hectáreas también se considera la creación de un lago artificial, el parque temático “Gran Tenochtitlán”, jardín botánico, oficinas, Plaza Central, zona de comercio y servicios, Paseo Metropolitano, Centro de Logística y Distribución.

Además, se incluyen ampliaciones de la Línea 9 del Metro, desde Pantitlán hasta un nuevo Cetram Oriente; nuevas conexiones a la Línea B, desde la estación Villa de Aragón, tren exprés y posteriormente comunicar la línea 6 del Metro (El Rosario-Martín Carrera) con la Línea B, para sumar flujos del Poniente (Miguel Hidalgo-Naucalpan).

En conferencia de prensa, Rosario Robles Berlanga, titular de la Sedatu, dio a conocer que para la realización del Programa Territorial Operativo de la Zona Oriente del Valle de México, se estima una inversión inicial de 20 mil millones de pesos.

Destacó que el proyecto toma en consideración los planteamientos, estudios y consultas realizadas por el gobierno de la Ciudad de México sobre el futuro de los terrenos que ocupa el aeropuerto, para beneficiar a 6.4 millones de personas que habitan en 12 municipios del Estado de México y tres alcaldías en la capital del país.

Indicó que se tiene una visión auténticamente metropolitana que integra lo social con el desarrollo económico, la red de vialidades y transporte público, interconexiones y un esquema de densificación que permitiría mantener no urbanizadas amplias áreas verdes.

Señaló que de esta forma se anticipa el impacto positivo que tendría para las dos entidades el funcionamiento del Nuevo Aeropuerto Internacional de México y la reutilización de los terrenos de la actual terminal aérea, porque “creemos importante difundir que, más allá de una obra de ingeniería, es un proyecto de impacto social y económico en la región”.

El Programa Territorial Operativo de la Zona Oriente del Valle de México es un documento que no le ha costado a la Sedatu un solo centavo, porque fue elaborado por servidores públicos con un gran conocimiento técnico.

Agregó que el proyecto ya fue presentado al equipo de transición del presidente electo, quien tendrá la última palabra sobre el uso que tendrán estos terrenos.

“Pero les decimos que este programa ha sido realizado por arquitectos de amplio reconocimiento nacional e internacional, y que tienen amplio conocimiento de la zona”, agregó.

Detalló que las obras implican miles de millones de pesos pero esos recursos se pueden recuperar si se concluye el Nuevo Aeropuerto Internacional de México.

“Todo esto (los recursos) se va a recuperar, es un gran negocio. El aeropuerto, en el momento en que esté funcionando le va a dar muchos recursos al Gobierno de la República, ojalá se mantenga como un aeropuerto público, como es la visión del presidente Peña Nieto”, agregó.

“Que concesione algunas de sus partes, como tiendas, restaurantes, pero que al final de cuenta le reporte una gran cantidad de recursos al gobierno porque con ésto se va a poder compensar mucha de esta inversión que se tiene que realizar”, afirmó.

“Estrategia, alertar acerca de peligros”

Rechaza que el tema Texcoco cause incertidumbre en los mercados.

Javier Jiménez Espriú consideró que es una “estrategia” de empresarios y el sector financiero alertar sobre peligros en la confianza de los mercados en México, porque tienen interés en que se construya el Nuevo Aeropuerto Internacional de México en Texcoco e incluso dijo que ya se mandan señales a los sectores financiero y empresarial para que se tranquilicen.

Entrevistado anoche en el Senado, después de reunirse con los legisladores de Morena, Jiménez Espriú rechazó que la cancelación del proyecto de Texcoco sea el causante de la incertidumbre en los mercados financieros.

“Yo creo que no. Son planteamientos que se hacen, desde luego, porque cada quien tiene sus intereses, sus puntos de vista y su manera de actuar y bueno, si yo quiero una posición estoy en libertad de esgrimir mis estrategias para poner los peligros de la otra”, respondió.

Interrogado sobre las alertas del secretario general de la OCDE, José Ángel Gurría, quien advirtió que la cancelación de Texcoco puede dañar “la capacidad futura y el apetito por el financiamiento de nuevas obras de infraestructura”, Jiménez Espriú consideró que se trata de una opinión más.

“Es una opinión que han expresado diversas gentes porque tienen sus puntos de vista al respecto y creen que puede ser”, consideró.

También dijo que ya el equipo de transición del presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, ha comenzado a mandar señales para que los sectores involucrados se tranquilicen.

“Naturalmente que nosotros lo que estamos haciendo es expresar nuestro punto de vista a las comunidades para que se tranquilicen, que vamos a honrar los compromisos y que vamos a explicar claramente por qué se tomó una decisión u otra y que en ese caso habrá una decisión razonada y que no tienen por qué preocuparse en lo absoluto”, afirmó el próximo secretario de Comunicaciones.

“Santa Lucía es un concepto”

El NAIM es un proyecto real, afirma el presidente de la Canaero.

Sergio Allard, presidente de la Cámara Nacional de Aerotransportes (Canaero) lamentó que en la consulta ciudadana sobre el destino del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) el gobierno entrante dejará a la población la responsabilidad de decidir entre un proyecto real y viable contra un “proyecto que apenas es un concepto”.

Aseguró que la construcción del nuevo aeropuerto impacta directamente a casi un millón de empleados directos e indirectos del sector aeroportuario del país, por lo que es necesario que su voz sea escuchada.

En entrevista con Pascal Beltrán del Río para Imagen Radio dijo que “en la Canaero tenemos un millón de empleos registrados, entre directos e indirectos” por lo que es muy importante que esos trabajadores puedan emitir su voto, planteó.

El dirigente envió una carta al presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, firmada por diez organizaciones empresariales.

Allard reiteró que con la consulta ciudadana, a realizarse del 25 al 28 de octubre, “lo que se está votando es un proyecto hecho y derecho, con un proyecto ejecutivo, con un avance en obra del 30%, contra un concepto”, señaló.

“Santa Lucía hoy todavía es un concepto; ni siquiera hay un proyecto”, dijo.

Fuente: Excelsior

Comments are closed.