miércoles, febrero 26

El campo, el más dañado por la sequía

0
2202

El intenso estiaje que afecta a la zona centro-sur de Quintana Roo le ha pegado muy fuerte a los pequeños productores* Al respecto, el presidente de la UGR, Florencio Song Solís, señala que no se tiene un número preciso de los bovinos que han muerto a causa de la seca, que ha derivado en la falta de agua y pastizales para el ganado * Sin embargo, se estima una baja aproximada de 100 animales * En caso de que no llueva dentro de ocho o diez días, alrededor de 150 mil hectáreas de pastos se perderán en su totalidad

CHETUMAL, 13 de agosto.- La intensa sequía que afecta al estado le ha pegado muy fuerte a los pequeños productores, pues se estima que dejó un saldo de más de 100 animales muertos por la falta de pastos, agua y las altas temperaturas, aunque no todas las bajas se han reportado a la Unión Ganadera Regional.

El presidente de la Unión Ganadera Regional (UGR), Florencio Song Solís, señaló que no se tiene el número preciso de ganado bovino que se murió durante la sequía 2019, la cual sigue pegando fuerte en la zona rural de los municipios de Bacalar y Othón P. Blanco, en donde se tiene la mayor concentración de semovientes.

Asimismo, dijo que en algunas zonas de los municipios de Othón P. Blanco, Bacalar, José maría Morelos y Felipe Carrillo Puerto se registraron pocas lluvias, las cuales no fueron las suficientes para llenaron los jagüeyes y la nueva generación de forraje no aguantó las altas temperaturas.

Sin embargo, dijo que en caso de que no llueva dentro de ocho o diez días, unas 150 mil hectáreas de pastos se perderán en su totalidad y se tendrá que esperar varios meses para su recuperación.

“La verdad está muy dura la sequía y los más de tres mil pequeños productores ganaderos la están pasando difícil con sus animales, debido a que están gastando más de lo normal, pues están acarreando agua y pacas en camionetas, situación que les genera un gasto extra, pues el litro de combustible está en los 20 pesos”, señaló.

Como consecuencia de la sequía se han tenido bajas en los ranchos de los pequeños productores ganaderos y ya suman más de 100 animales muertos, lo cual significa una merma en la economía de los afectados.

“En varios lugares se están reportando muertes, además de la pérdida de peso del hato ganadero, eso es preocupante porque para recuperar el peso que pierden los animales se tendrán como tres o cuatro meses cuando menos”, dijo.

Destacó que el problema mayor es que la baja hasta en un 30 por ciento del peso del ganado bovino, afecta la tasa de fertilidad para el próximo ciclo de reproducción.

Finalmente, el dirigente de los ganaderos destacó que mientras tanto los apoyos de la Sedarpe se encuentran en proceso de liberación, aunque ya se tiene un monto establecido para cada asociación ganadera local.

El hato ganadero se mantiene en 140 mil cabezas y 80 mil en ovinos, de acuerdo con los datos que se tienen del Sistema Nacional de Identificación individual del Ganado (Siniiga).

Fuente: PorEsto

Leave a reply