martes, septiembre 29

En el CICY dan sugerencias para arborizar calles

0
327

Ideales para la ciudad

Con la finalidad de contribuir a la adecuada arborización de las ciudades de la Península, el Centro de Investigación Científica de Yucatán (CICY) recomienda el uso de árboles nativos.

El doctor Roger Orellana Lanza y sus coautoras del libro “Árboles recomendables para las ciudades de la Península de Yucatán”, bióloga Lilia Carrillo Sánchez y maestra en Educación Ambiental Verónica Franco Toriz, explicaron que el uso de árboles nativos —es decir, aquellos que viven y crecen de manera natural en la región— contribuye a la conservación de la flora local.

El doctor Orellana Lanza detalló que plantar árboles nativos en las calles, los patios, los parques y las aceras evita problemas como el desplome de árboles por huracanes, fracturas de aceras, invasión de espacios, caída de ramas sobre avenidas o vehículos, e inhibición del crecimiento de otras plantas (aleopatía), por mencionar algunos perjuicios.

Algunos de los árboles nativos de gran porte, que son recomendados para ciudades son: beek o roble (“Ehretia tinifolia”), maculí (“Tabebuia rosea”), maculí amarillo (“Tabebuia chrysantha”), ciricote o k’opte (“Cordia dodencandra”), ramón u oox (“Brosimum alicastrum”), chak oox (“Trophis racemosa”), guaya india (“Talisia oliviformis”), por ejemplo.

También recomendó árboles nativos de porte mediano y pequeño (por lo menos en cultivo), más propicios para patios de casas, por ejemplo: flor de mayo (“Plumeria rubra”), balché (“Lonchocarpus punctatus”), katsin ek’ (“Pithecellobium keyense”), k’anisté (“Pouteria campechiana”) y guayacán (“Guaiacum sanctum”).

El doctor Orellana menciona que existen algunos árboles exóticos o no nativos que se han cultivado y que se recomiendan para las calles, como guanábana (“Annona muricata”), saramuyo (“Annona squamosa”) o naranja agria (“Citrus auriantium”).
La “lista negra”

Asimismo, el especialista enlistó los árboles que por sus características no se recomienda cultivar en las calles de las ciudades: almendro (“Terminalia catappa”), box katzim (“Acacia gaumeri”), ceiba (“Ceiba pentandra”), flamboyán (“Delonix regia”), lluvia de oro (“Cassia fistula”), zapote (“Manilkara sapota”), tulipán africano (“Spathodea campanulata”) y nim (“Melia azedarach”), por mencionar algunos.

Por último, el doctor Roger Orellana indicó que plantar árboles contribuye a la conservación del patrimonio natural y al embellecimiento de los espacios públicos.

Además, sirven para combatir el sobrecalentamiento y promover la oxigenación y la ventilación de la ciudad, por lo que exhortó a los ciudadanos a plantar árboles, cuidarlos y elegir alguno de los antes recomendados.

Para este fin, de acuerdo con un comunicado, se recomienda consultar el libro Árboles recomendables para (las calles de) las ciudades de la Península de Yucatán, del año 2007 y próximo a reeditarse.
Obra sobre árboles

Los colaboradores del libro han trabajado en el Jardín Botánico Regional del CICY.
Exóticos

El doctor Orellana mencionó que existen algunos árboles exóticos o no nativos que se han cultivado y que se recomiendan para las calles, como guanábana, saramuyo o naranja agria.

Fuente: Diario de Yucatán

Leave a reply