lunes, junio 17

Exigen frenar una obra

0
53

XOCÉN, Valladolid.— Unos 25 vecinos protestaron con pancartas en un terreno propiedad de Idelfonso Ku Ku, cuñado del excomisario municipal Miguel Ángel Citul Pech, pues ahí se construye una torre de telefonía celular que solo beneficia al familiar de la primera autoridad.

Según los inconformes, la antena debió construirse en una superficie de la comunidad a fin de que el pueblo sea el beneficiado con la renta del espacio.

Hace unos días publicamos que en una reunión celebrada en la comisaría municipal, los vecinos acordaron no permitir la construcción de esa torre, para lo cual pidieron al alcalde Enrique Ayora Sosa su intervención a través de un oficio. Sin embargo, la obra continuó.

Ante ello, ayer sábado desde las 6 de la mañana los vecinos se reunieron a las puertas del terreno y obligaron al conductor de una retroexcavadora a salir del sitio. Luego los inconformes continuaron en protesta por unas tres horas más.

Los vecinos recordaron que la construcción de la torre debió concretarse en un terreno de la biblioteca de la comunidad, pero el excomisario negoció con la empresa para beneficiar a su cuñado y a su hermana, propietarios del terreno.

Porfiria Dzib Dzib, vecina del lugar, manifestó que, además, el ruido que provoca la perforación de un hueco para iniciar la construcción de la base de la torre está afectando a su familia con el ruido. Incluso el polvo que se genera está provocando enfermedades de la garganta a sus hijos, entre ellos una menor con capacidades diferentes, que está tosiendo continuamente.

La menor padece parálisis cerebral, por lo que su atención se complica, pero a pesar de las quejas las autoridades no han tomado medidas.

Los manifestantes, luego de retirarse del lugar en donde está el terreno en conflicto, se fueron a la comisaría municipal para exigir al comisario Juan de la Cruz Noh May su intervención, y acordaron que el lunes, en cuanto lleguen al pueblo los responsables de la obra, los mandará citar para exponerles la molestia de la gente y ahí se supone que podrían llegar a un acuerdo.

Con ese acuerdo, los quejosos regresaron a sus casas, con el compromiso de que este lunes se podría dialogar y llegar a un acuerdo.

El dueño del terreno negó que el excomisario los esté beneficiando, pues los representantes de la empresa de telefonía celular lo fueron a ver a su casa para proponerle en negocio de la renta de su terreno, lo cual aceptó.

Comentó que la empresa le ofreció una renta de $3,000 mensuales por 15 años.

Fuente: El Diario de Yucatán

Comments are closed.