domingo, agosto 18

Gracias a Caixinha, DT mexicano busca que China sea potencia en futbol

0
71

Monterrey, Nuevo León, México –

Apenas con 21 años, Guillermo de la Fuente ya recorrió buena parte del mundo con estudios de entrenador, hasta recalar en un proyecto que busca que China se convierta en potencia futbolística.

Con la ayuda de Pedro Caixinha, actual DT de Cruz Azul, el joven regiomontano forja una historia precoz que ya se convirtió en su forma de vida.

Desde los 15 años sintió pasión por la estrategia y fue cuando buscó a Caixinha, quien lo recomendó para que estudiara en Portugal, país de André Villas-Boas, extimonel de Chelsea y Tottenham.

Este último también es su inspiración, ya que a los 16 años deslumbró a Sir Bobby Robson en Porto, al que le sugirió aprovechara mejor al delantero Domingos Paciencia, lo que le valió ser contratado como aprendiz de entrenador en las fuerzas básicas del club luso.

“Vi que Pedro Caixinha había tenido contacto con Mourinho, que no había sido jugador profesional y me interesé por él. Se me ocurrió ir al hotel de concentración de Santos en Monterrey y tuve contacto con él. Me invitó a los entrenamientos de Santos, fue cuando me apasionó el trabajo de ser entrenador”, contó a Mediotiempo desde China.

DE PORTUGAL A UNA ESPAÑA ‘ASIÁTICA’

En Portugal, Guillermo trabajó como entrenador del Clube Atlético e Cultural y el Clube Atlético da Malveira, este último en Tercera División, donde fungió como scout y analista hasta el verano de este año.

En ese momento decidió hacer un curso intensivo en España y fue invitado como analista al Qum FC, un exótico club con financiamiento surcoreano que juega solo con jugadores asiáticos en España, gracias a que había conocido a Rubén Caño, exjugador del Atlético de Madrid y quien funge como director deportivo del Qum.

Sin embargo, duró poco ahí porque se mudó a China con un reto mayor: participar en un proyecto para convertir a dicho país en potencia mundial, aunque el primer paso es generar la cultura de este deporte en las nuevas generaciones.

“Me llegaron ofertas de China, estaba muy interesado, ya estaba en una cultura asiática, pero un reto mayor para mí era trabajar con una cultura diferente; ahorita trabajo en empresas de futbol, que hacen entrenamientos en escuelas”, relató De la Fuente.

“De lo que me estoy encargando es ser entrenador de futbol base y asesor de entrenadores, les ayudo a mejorar dándoles un feedback sobre su trabajo para que puedan ser mejores en el desarrollo del futbol de fuerzas básicas”.

UN PROYECTO A LARGO PLAZO

Pero la tarea no está siendo fácil, ya que se mudó a un país con una cultura totalmente diferente a México o Europa, donde el Internet es restringido y la mayoría de la población nunca ha jugado al balompié.

“El gobierno está invirtiendo bastante dinero en China, entonces las empresas están como locas queriendo dar esos servicios de entrenamiento. Lo que se busca, el proyecto mayor del gobierno es que puedan ganar un campeonato del mundo”, añadió.

“Hay mucho dinero, instalaciones de lujo y veo un futuro interesante para China, pero no a corto o mediano plazo, va a tardar 20 años para que dé resultado, estas generaciones que acaban de nacer son las que saldrán más favorecidas”.

Fuente Medio Tiempo

Comments are closed.