lunes, enero 20

Hallan culpable a lanchero que ocasionó tragedia

0
259

Para evitar la cárcel deberá pagar casi 1.5 mdp

El lanchero Juan Manuel Kantún Kantún fue encontrado culpable del delito de homicidio cometido por culpa en agravio del futbolista amateur Carlos Enrique Cáceres Cetina, de 42 años de edad, quien fue arrollado en aguas del mar de Progreso cuando disfrutaba de un día de paseo con su familia y amigos.

Los jueces integrantes del Tribunal Primero de Juicio Oral del Poder Judicial, licenciados Fabiola Zurita Rodríguez, Nidia Fuentes Celis y Níger Desiderio Pool Cab, encontraron penalmente responsable de los cargos imputados al lanchero y le impusieron una sanción penal de un año y 6 meses de prisión, así como al pago de un millón 468 mil pesos por concepto de reparación moral causado a las víctimas indirectas por la muerte del ex jugador de Los Conejos de Bepensa.

La denuncia en contra del ahora sentenciado la presentó ante el Ministerio Público María Victoria León Brito, en agravio de su esposo, Carlos Enrique.

Fue mediante orden de aprehensión que se detuvo al lanchero, a quien el día 2 de febrero del 2017 se le formularon cargos por el homicidio cometido por culpa y se le aplicaron medidas cautelares diversas a la prisión preventiva.

Se le colocó un brazalete electrónico, se le prohibió salir del Estado y el depósito de una garantía económica de 5 mil pesos.

Los hechos se registraron el día 21 de agosto del 2016, aproximadamente a las 07:30 horas, cuando el ahora sentenciado Juan Manuel abordó en compañía de William de los Angeles Garma Arjona y Miguel Edilberto Alfonso Rodríguez la embarcación con motor fuera de borda denominada “Shady”, propiedad de Juan Humberto Salvador Pech, la cual se encontraba fondeada en el Puerto de Abrigo de la localidad de Progreso, con la intención de pescar escama.

Al dirigirse hacia el muelle fiscal, al estar a una distancia aproximadamente de 50 metros, mar adentro de la orilla de la playa del malecón, arrolló a Carlos Enrique, quien se bañaba en las aguas del puerto, falleciendo días después en un hospital de Mérida, a consecuencia de las graves lesiones sufridas.

El caso llegó hasta juicio, donde fue encontrado el lanchero penalmente responsable del delito de homicidio cometido por culpa.

Fuente: PorEsto

 

Leave a reply