jueves, agosto 13

Hallazgo de niña muerta rompe la calma en Tahdziú

0
445

Tranquilidad rota

PETO.— La tranquilidad que caracteriza a la comunidad de Tahdziú se tradujo en temor luego del hallazgo del cuerpo sin vida de Ana Cristina Gutiérrez Castillo, de 6 años de edad, cuyo cuerpo fue arrojado en un pozo.

Trascendió ayer que, extraoficialmente, ya hay un detenido por el hecho, según informó el alcalde el alcalde de ese municipio, Pedro Yah Sabido, aunque la Fiscalía lo negó, no obstante que señaló que ya se identificó al presunto responsable.

Ayer continuaban las diligencias para esclarecer el presunto homicidio de la menor en el lugar de los hechos, y los peritos y criminalistas revisaban el lugar y tras retirarse alrededor de las 2 de la tarde, elementos de la Policía Municipal vigilaban el sitio que fue acordonado.

El jefe policiaco de Tahdziú, Gonzalo Sosa Yerves, señaló que la comunidad está de luto tras lo sucedido.

La autopsia revelada ayer por la Fiscalía señala que la menor murió por asfixia por estrangulamiento y presentaba varios golpes sufridos después de su muerte.

Sosa Yerves dijo que los papás de la niña realizan las diligencias correspondientes para que les entreguen el cuerpo.

Rescate

El cadáver fue rescatado después de la medianoche de ayer martes, pues para las diligencias tuvieron que llegar bomberos de Ticul que pertenecen a la Secretaría de Seguridad Pública para ayudar en las labores.

Tras el levantamiento del cadáver, el lugar fue resguardado y ayer por la mañana de nuevo se presentaron al sitio agentes y criminalistas.

Yah Sabido comentó que es lamentable lo ocurrido y dijo que lo que dificultó la búsqueda de la niña es que toda la noche no hubo electricidad en la población.

“Ese día, la lluvia y las fuertes descargas eléctricas propiciaron que se vaya la electricidad toda la noche, lo que complicó todo”.

Sobre la supuesta detención de un sospechoso, expresó que “no es correcto señalar a nadie sin prueba alguna, por eso se está manejando con mucho cuidado la investigación, pero se debe aclarar todo y, si hay uno o varios responsables de lo ocurrido, se les castigará conforme a la ley”.

De acuerdo con el primer edil, la gente de Tahdziú siempre ha sido pacífica y este hecho marcará un precedente negativo en la población: “Los niños tenían la libertad de salir a caminar en las calles sin temor a nada, hasta que sucedió esto.

“Hay tristeza entre las familias y los habitantes están consternados por lo que ocurrió, pero confiamos en que todo se va aclarar y si se confirma que se trató de un homicidio vamos a hacer todo lo necesario para que se castigue al o los culpables”.—

Fuente: Diario de Yucatán

Comments are closed.