martes, abril 13

Incumplimiento de Fox Sports afectaría a todos los equipos

0
224

Las acciones que ha tomado Disney-Fox Sports, en contra de clubes mexicanos como Santos Laguna, incumpliendo, desconociendo contratos, aunado con la falta de acción del Instituto Federal de Telecomunicaciones, que ha ampliado por cuatro meses más el tiempo para que haya quien compre el canal deportivo mexicano, no sólo afecta al club lagunero, sino puede formar una cadena que perjudique seriamente a todo el futbol nacional.

Así lo manifiestan los abogados Juan Morillo y Martín Cano, pertenecientes al buffet Quinn Emanuel Urquhart & Sullivan, quienes apuntan a que el gobierno mexicano debe tomar acción inmediata para proteger a empresas nacionales, que son abusados por un gran consorcio estadounidense.

“Este caso es muy simple”, explica Juan Morillo, “queremos que Fox y Disney cumplan con sus promesas. Entraron en un contrato con nosotros en donde hay tres componentes: 1) La transmisión de los partidos y que es la base de la marca de nuestro club; 2) se comprometieron a compartir gastos de mercadeo y promociones para publicar lo que estamos haciendo para aumentar la imagen del club y 3) Pagarnos por los partidos, playoffs y de repechaje y queremos que cumplan estos componentes”.

El abogado explica que en la fusión Disney, empresa que es duela de la cadena deportiva ESPN y Fox Sports México, se le propuso al IFT, “que iban a deshacerse de la transmisión de equipos como Santos, todo eso para que se aprobara una transacción de 70 billones de dólares, por eso sacrificaron a Orlegi y a Santos. La IFT no se debe dejar utilizar como un vehículo de parte de estas dos grandes empresas americanas para perjudicar a un club mexicano como Santos. Disney y Fox, propusieron para que aprobaran la fusión, deshacerse de los derechos de trasmisión de partidos por razones competitivas, y eso nos deja sin ninguna empresa que nos pueda transmitir. Ahí está e problema. Nos están dejando desamparados”.

Si esto se lo hicieron a Santos, la cadena caerá seguramente sobre otros equipos. Fox Sports México también cuenta con os derechos de clubes como Monterrey, Pachuca, León y Tijuana, que se supone, tendrán los mismos problemas: “Esto es algo que afectará a toda la industria, no podemos hablar por otros clubes porque no los representamos, pero seguro estarán impactados”.
El pleito, si es que se concreta, será grande, “a los clubes no les gusta litigar con ESPN y Fox que tienen recursos sin límite. La solución podría ser que el IFT y el gobierno mexicano intervenga para ayudar a la industria mexicana y no la sacrifique para avalar la transacción de dos empresas de Estados Unidos”.

No hay visos de un arreglo amistoso: “Ellos se están lavando las manos con el IFT, pero ellos crearon el problema. Además hay evidencia de que ellos estaban negociando esta transición y sabían del impacto que esta fusión iba a causar en nuestros contratos y en vez de hacerlo transparente, lo ocultaron a nuestro cliente”.

Santos tiene cláusulas en su contrato que deben de ser respetadas: “Hay una que dice que ellos no pueden liquidar nuestros derechos o asignarlo a otra compañía sin nuestro consentimiento”.
El contrato entre Santos y Fox Sports tiene aún vigencia de dos o tres años, “pero al día de hoy, no sabemos qué va a pasar con las transmisiones del próximo torneo”, reitera el abogado Martín Cano, quien señala que todo se hizo a partir de un dolo.

“Para que esta fusión funcionara había ciertos puntos que resultaban cuestionables para ciertos reguladores de competencias, y Disney ya era propietaria de ESPN. Empezamos con dos posibles televisoras que pudieran funcionar para transmitir a equipos mexicanos, y con la anuencia del IFT resulta que se cerraron las puertas de dos televisoras, y sí es verdad, equipos como Santos y otros que tenían contrato con FOX, no saben qué va a suceder con ellos ahora”.

Fuente: El Universal

Leave a reply