viernes, enero 24

José María Sabín, ex rector de la Anáhuac Mayab es señalado por abuso sexual

0
1554

Sacerdotes de la Legión de Cristo acusados de abuso sexual contra menores habrían sido víctimas también de este delito dentro de la congregación, señala un artículo publicado por el El País. En su información, el periódico español menciona al ex rector de la Universidad Anáhuac Mayab, José María Sabín Sabín, como quien habría cometido abusos contra el exsacerdote Vladimir Reséndiz Gutiérrez.

La publicación también da cuenta de una denuncia interpuesta en 2016 en Estados Unidos contra Luis Garza Medina, Marcial Maciel y José María Sabín.

De víctimas a victimarios

Vladimir Reséndiz, de origen michoacano, fue declarado culpable de abuso contra menores el 27 de marzo del año pasado en un tribunal de Novara, Italia. El 8 de enero de este año se confirmó su sentencia de 6 años y seis meses de cárcel.

Según El País, “algunos de sus antiguos compañeros de la Legión se enteraron de que, antes de ser victimario, él había sido víctima de abuso. ‘Es parte de la metodología de la Legión: prepararte para el abuso, abusarte y volverte cómplice’, dice Erick Escobar, un exlegionario”.

Cristian Borgoño, un exlegionario que se ordenó sacerdote junto con el michoacano, recuerda que antiguos compañeros le contaron que Reséndiz fue víctima de abusos cuando estudiaba en el seminario del Ajusco, en Ciudad de México, a principio de los noventa.

José María Sabín en Yucatán

“Borgoño atribuyó los abusos que había sufrido Reséndiz al sacerdote español José María Sabín, que fue rector durante 17 años de la Universidad Anáhuac Mayab de Yucatán”, publica el periódico europeo.

El ahora exlegionario fue rector de la universidad yucateca durante 17 años y en septiembre de 2012 fue relevado del cargo. Nació el 28 de abril de 1958 y fue ordenado sacerdote el 24 de diciembre de 1987.

Como informamos, a finales de 2014 José María Sabín renunció al ministerio sacerdotal y a los Legionarios de Cristo. En ese entonces la congregación difundió que la renuncia fue por cuestiones personales y que Sabín regresó a España.

El País también recuerda que la demanda que un exseminarista presentó en Estados Unidos en 2016. “El abuso que se denuncia en la demanda estadounidense, a la que tuvo acceso EL PAÍS, se sitúa en el mismo escenario y en la misma época en que habría sido abusado Reséndiz: el seminario del Ajusco a principios de la década de los noventa. Según el documento, antes de acudir a la justicia, el demandante reportó lo sucedido ante la Legión en 2014: el mismo año que Sabín abandonó todo y se marchó a su país”.

Sobre la denuncia en Estados Unidos, en junio del año pasado, los Legionarios de Cristo difundieron un comunicado. El que el padre Ricardo Sada, director para México, sostiene que se realizó una investigación al respecto. “Después de ver los resultados, llegué a la conclusión de que las acusaciones contra el padre Luis Garza no eran creíbles. Aparte de eso, la demanda civil se retiró recientemente sin explicación”, se lee en el texto.

En dicho boletín solo se refiere a José María Sabín, como un exlegionario. La comunicación se centra en detallar lo ocurrido con Luis Garza y no agrega nada sobre el español que también estaba incluido en la denuncia.

Sacerdote acusado de abuso, víctima de Maciel

La información del periódico español también sostiene que Fernando Martínez, a quien recientemente se le retiró el estado clerical, fue víctima de Marcial Maciel, fundador de la orden, durante los años 50 en un seminario de Roma. Según lo publicado, quienes eran víctimas de Maciel fueron puestos como superiores de las casas o seminarios de la Legión.

Sobre el caso de Martínez, la Conferencia del Episcopado de México (CEM) advirtió hoy que la investigación debe llegar a la negligencia, omisiones o encubrimiento de miembros de esa orden religiosa.

En conferencia de prensa, el sacerdote Pedro Pablo, integrante del Consejo Nacional de la Protección al Menor del CEM, explicó que luego de las investigaciones contra Martínez se solicitó a los Legionarios que fuera dimitido del estado clerical. Se pidió que no perdiera su vinculación con la congregación. Esto, para que siga bajo supervisión de alguien, porque a su parecer los delitos contra ese sacerdote ya prescribieron hace años.

Como publicamos, Martínez Suárez estuvo en el Instituto Cumbres de Cancún. En mayo pasado, la hoy conductora y cantante Ana Lucía Salazar denunció en redes sociales que fue víctima del entonces sacerdote cuando cursaba el segundo año de primaria.

Fuente: Diario de Yucatán.

Leave a reply