viernes, mayo 24

Las 5 enfermedades de transmisión sexual más comunes entre la población

0
86

Las enfermedades de transmisión sexual (ETS) aquejan a muchos sectores de la población. En Estados Unidos, las ETS ocupan un gran espacio en los medios de comunicación.

Las ETS son enfermedades que se contagian mediante el contacto sexual entre dos personas. Las causas específicas de una enfermedad de transmisión sexual varían de persona en persona, pero se pueden precisar algunos agentes como las bacterias, los virus, hongos o parásitos.

Las ETS pueden ser curables o ser condiciones crónicas que no tienen solución definitiva, aunque están sujetas a tratamientos que pueden mejorar la calidad de vida del paciente y controlar sus síntomas.

En Estados Unidos, las ETS forman parte de una óptica de salud pública y tienen una amplia cobertura en los medios. Durante los años ochenta y noventa, el virus de inmunodeficiencia humana (VIH) y el síndrome de inmunodeficiencia adquirida (SIDA) se convirtieron en escándalos internacionales y encendían las alarmas de la población en general.

Sin embargo, las cinco ETS más padecidas en ese país son muy distintas entre sí. Tienen diferentes agentes causales y consecuencias, así como difieren sus síntomas y la capacidad de tomar acción curativa.

Debajo, las cinco ETS más comunes entre la población de Estados Unidos.

Clamidia
Infección bacteriana común que se puede eliminar con antibióticos. Se calcula que 3 millones de estadounidenses de 14 a 24 años de edad contraen esta enfermedad.

La gente que la padece suele no tener síntomas, razón por la que la mayoría no sabe que la tiene. Sin embargo, algunos que pueden presentarse son: dolor al orinar y durante el acto sexual, dolor en el abdomen bajo, descarga vaginal amarillenta, sangrado entre periodos menstruales, descarga acuosa o lechosa del pene y testículos inflamados.

Gonorrea
Una ETS muy común en los adultos jóvenes. A veces no produce síntomas. Es contagiada mediante el sexo oral, vaginal y anal. Además, una mujer puede contagiarla a su bebé durante el parto.

Los síntomas más comunes en hombres son una urgencia desmedida para orinar, una descarga purulenta del pene, inflamación o piel rojiza en el glande, inflamación y dolor testicular y garganta inflamada persistente.

En mujeres, los síntomas incluyen descarga acuosa, cremosa o verde de la vagina dolor o quemazón al orinar; mayor urgencia de orinar, periodos menstruales más fuertes; inflamación de la garganta; dolor al copular; dolor intenso en el abdomen bajo; y fiebre.

Sífilis
Entre 2017 y 2018, los casos de sífilis aumentaron en 76 por ciento, siendo las personas homosexuales y bisexuales más del 70 por ciento de las personas contagiadas con sífilis primaria o secundaria durante el periodo.

En la fase primaria, los síntomas aparecen de 10 días a 3 meses después de ser contagiado. La inflamación de los ganglios linfáticos y la aparición de un chancro u otras llagas en la piel suelen indicar la presencia de la enfermedad.

En la etapa secundaria, la primera herida desaparece. Sin embargo, aparecerán más en la voca, vagina u otras mucosas expuestas. Además, una enfermedad cutánea causará pequeñas heridas.

La pérdida de peso y cabello, acompañada de una fatiga extrema y dolor muscular también pueden ser síntomas de sífilis secundaria, así como el dolor de cabeza, fiebre y ganglios inflamados.

Si la enfermedad no es tratada, es posible que la sífilis cause problemas graves y definitivos como sordera, problemas visuales, problemas neurológicos, un infarto, demensia, aneurismo, enfermedades cardiacas e inflamación de vasos sanguíneos.

VIH
El virus de inmunodeficiencia humana (VIH) es quizá la ETS más peligrosa y conocida. Los síntomas son variados y pueden ser similares a contraer una gripe o infección estomacal, pues el virus se encarga de destruir el sistema inmunitario humano, volviendo a la persona muy susceptible a perjudicarse gravemente por condiciones que podrían ser muy sencillas.

Algunos síntomas pueden ser fiebre, fatiga y dolor de cabeza, ganglios linfáticos inflamados, dolor muscular, dolor en articulaciones, infecciones en la piel, nausea, diarrea, vómito, garganta inflamada, tos seca y sudoración nocturna.

Herpes genital
Se puede contraer mediante el contagio de dos virus del herpes simple, ya sea el tipo 1 o el tipo 2. Los síntomas de la enfermedad aparecen mucho tiempo después de contraerla.

El herpes genital provoca el surgimiento de ampollas que se rompen y convierten en dolorosas heridas. Además, puede provocar inflamación de ganglios linfáticos, fiebre, fatiga y parches de piel seca o roja.

Fuente: Noticieros Televisa

Comments are closed.