martes, julio 7

Líder iraní sentencia que plan de paz de EE.UU. morirá antes que Trump

0
98

 

El líder supremo de Irán, Alí Jameneí, aseguró este miércoles que el plan de paz propuesto por Estados Unidos “morirá” antes que el propio presidente del país norteamericano, Donald Trump, y restó importancia al apoyo dado por algunos líderes árabes.

“El complot estadounidense del ‘acuerdo del siglo’ morirá antes de que muera Trump”, aseveró el líder en un discurso en Teherán, en el que denunció que “los estadounidenses han acordado con los sionistas respecto a algo que no les pertenece”.

Jameneí insistió en que son los palestinos los que deben tomar una decisión sobre su tierra, según el comunicado publicado por su página web oficial.

“No tiene importancia la bienvenida y el aplauso de algunos de los líderes traidores árabes, que no tienen valor y son irrespetuosos incluso ante sus propias naciones”, señaló, aludiendo a Egipto y Arabia Saudí.

La propuesta de Trump, rechazada por las facciones palestinas, otorgaría a Israel el control íntegro de Jerusalén como capital y le permitiría anexionarse el valle del Jordán, que ocupa alrededor del 30 por ciento del territorio palestino de Cisjordania, entre otros puntos.

En el plano interno, Jameneí pidió una alta participación en las elecciones legislativas, que tendrán lugar el próximo 21 de febrero, y criticó los recientes comentarios de algunas autoridades del país respecto a la descalificación de algunos candidatos.

“Cualquier persona interesada en Irán y su seguridad debe participar en las elecciones”, subrayó el líder, insistiendo en que los ciudadanos deben acudir a las urnas aunque no le quieran a él o no tengan una motivación religiosa.

También indicó que pese a los problemas que atraviesa el país se debe votar y que para los observadores internacionales es importante el índice de participación.

Sobre las críticas a la descalificación de candidatos reformistas por el Consejo de Guardianes, efectuadas también por el presidente, Hasan Rohaní, Jameneí advirtió contra emplear “palabras desalentadoras” que apuntan a que las elecciones son amañadas.

Rohaní aseguró hace unos días que los nombramientos de candidatos son “la mayor amenaza para la democracia y la soberanía nacional”, aunque hoy rebajó el tono afirmando que son buenas las críticas “dentro de la familia”.

Las elecciones parlamentarias coinciden con un aumento del descontento popular respecto al sistema teocrático iraní, así como con un momento de elevada tensión en la región de Medio Oriente, especialmente entre Irán y Estados Unidos.

Fuente: López-Dóriga Digital.

Leave a reply