lunes, septiembre 23

“Lucy” fue estrangulada

0
109

egún autopsia practicada al cuerpo de la vecina de Jardines del Sur, hallada muerta en su domicilio / Su pareja, quien es acusado por los vecinos de golpeador de mujeres, es el principal sospechoso / Se integra carpeta de investigación bajo protocolo de feminicidio

La señora Lucero del Carmen Gómez Borges fue asesinada y todo apunta a que fue su pareja sentimental, Alejandro Negroe Cardeña, quien la mató ahorcándola, según se pudo averiguar en fuentes oficiales.

Según el resultado de la autopsia practicada en el cuerpo de la infortunada dama de 38 años de edad, los peritos forenses determinaron que la causa de la muerte fue por asfixia mecánica por compresión cervical, o sea que murió ahorcada.

La Fiscalía General del Estado integra la carpeta de investigación bajo el protocolo de feminicidio y en su oportunidad se solicitará al Juez de Control en turno la respectiva orden de aprehensión contra el probable responsable.

Lo anterior, al no darse la flagrancia en los hechos, puesto que ya había transcurrido varias horas de la muerte de la víctima y el sospechoso, si bien fue asegurado en el lugar de los hechos, fue para su protección, ya que los vecinos del fraccionamiento Jardines del Sur trataban de agredirlo y gritaban consignas de “violador”,” golpeador de mujeres”, “cobarde”, etc.

La Policía Estatal de Investigación tomó conocimiento de que en el interior del predio marcado con el número 900 de la calle 147-D entre la 46-C y D del citado fraccionamiento estaba tirado el cuerpo de una persona y al llegar los paramédicos confirmaron que estaba muerta.

Se acordonó el área y se iniciaron las indagatorias correspondientes, levantamiento de evidencias y del cuerpo, en el lugar se entrevistó al señor Alejandro Negroe Cardeña, quien dijo ser pareja sentimental de la mujer, quien comentó que ella padecía de diabetes y recibía insulina por medio de inyecciones y que fue el pasado martes cuando la vio por última vez con vida, ya que se fue a trabajar y que al volver el miércoles la encontró tirada boca abajo y al ver que no reaccionaba llamó al número de emergencia 911 y esperó a los paramédicos.

Familiares de la víctima, a sabiendas de la forma en que Negroe Cardeña trataba a su pareja, comenzaron a insultarlo y amenazaban con agredirlo, por lo que elementos de la Secretaría de Seguridad Pública, para evitar que los presentes cumplieran con sus amenazas, resguardaron al individuo en una patrulla.

Es el caso que ayer se dio a conocer el resultado de la autopsia y se determinó que se trató de un crimen, que la mujer fue ahorcada y el principal sospechoso es precisamente su pareja sentimental.

La señora Lucero del Carmen Gómez Borges, de 38 años de edad, fue hallada muerta en el predio marcado con el número 900 de la calle 147-D entre 46-C y 46-D del fraccionamiento Jardines del Sur, el pasado miércoles.

Como se recordará los vecinos querían arremeter contra Alejandro Negroe Cardeña, pareja sentimental de la difunta, además le gritaron que era un asesino y violador.

La autopsia al cuerpo de doña “Lucy” practicada en la morgue de la Fiscalía General del Estado arrojó que la causa de muerte fue asfixia mecánica por comprensión cervical (fue estrangulada).

Astutamente el sujeto trató de engañar a las autoridades diciéndoles tranquilamente y sin mostrarse afligido por la muerte de su pareja, indicando que ella padecía de diabetes y a menudo le aplicaban inyecciones de insulina. Agregó que el martes fue la última vez que la vio con vida, que le dio sus alimentos por la mañana y se retiró de su casa para irse a trabajar.

También señaló que regresó a su casa ayer miércoles y al entrar se encontró con su pareja tirada boca abajo e indicó que le habló en varias ocasiones y al no recibir respuesta se acercó a ella y al sentirla fría solicitó apoyo al 911.

Al sitio arribó el personal de Criminalística y Servicios Periciales del Instituto de Ciencias Forenses de la Fiscalía General del Estado, los peritos y los agentes de la PEI se vistieron con overoles especiales para no contaminar la escena del crimen y entraron al inmueble.

Desde la calle se podía ver que el piso de la estancia estaba limpio y las cosas en su lugar, no había muestras de lucha o violencia, sin embargo, el cadáver estaba en la habitación fuera de la vista; una vez que los peritos realizaron su labor el personal del Semefo estacionó el vehículo en la cochera del domicilio para evitar miradas indiscretas, poco después levantaron el cuerpo y lo trasladaron al morgue para la necropsia de ley y determinar la causa del fallecimiento.

Una vez que retiraron el cadáver un representante del Ministerio Público aseguró el predio colocando un escrito.

Todavía se desconocía la causa de la muerte de la fémina, pero los vecinos culpaban Alejandro Negroe Cardeña, pareja sentimental de la difunta, afirmaban que independientemente de la causa del deceso él era el culpable por los malos tratos que le daba.

Un grupo de vecinos se reunió a las puertas del predio, la mayoría mujeres, decían en voz alta que Negroe Cardeña constantemente agredía física y verbalmente a “Lucy”, como llamaban a la extinta, manifestaban que el sujeto la golpeaba, la tenía encerrada, le prohibía salir del domicilio y tener amigas.

Algunas señoras afirmaban que Alejandro Negroe les faltaba al respeto, que era un grosero, una de las damas decía que el sujeto la había amenazado con un cuchillo, entre muchas otras quejas.

La representante del MP aclaró que la diligencia era por el levantamiento del cadáver y que el resultado de la necropsia indicaría si se requería alguna investigación, por el momento no estaban realizando alguna y que para atender las quejas se requería que interpusieran una denuncia.

Al lugar acudió el representante de una funeraria y les explicó a los parientes de la difunta que la familia de Negroe Cardeña había adquirido un paquete y que todos los gastos del sepelio estaban pagados, que únicamente le indicaran donde pretendían velar el cuerpo y ellos se encargarían de todo.

Los familiares de la fallecida, sorprendidos, le indicaron que ellos no habían solicitado sus servicios, concluyeron que Alejandro Negroe tenía todo preparado y no podían entender cómo es que la pareja sentimental sabía que Lucero iba a fallecer.

En el sitio se encontraban los representantes de otra funeraria que aconsejaban a los familiares de la difunta, indicando que ellos tenían que decidir quién se encargaría del cuerpo, que ellos eran los parientes directos y que a ellos les correspondía tomar la decisión; por momentos reinó la confusión y tuvo que intervenir el mando de la SSP que se encontraba en el lugar e invitó a los presentes a guardar la calma y alejarse un poco del sitio para no entorpecer las labores de los representantes de la autoridad.

Una vez que el personal del Semefo se retiró los vecinos exigían que los policías detuvieran a Alejandro Negroe Cardeña y pedían que no lo soltaran, pues si regresaba harían justicia por su propia mano.

Los ánimos se caldearon y la gente se arremolinó en torno a los policías, que para evitar que Negroe Cardeña fuera agredido lo rodearon y lo treparon a la patrulla, algunos de los presentes pensaban que el tipo había sido detenido y cuando se percataron que en realidad fue resguardado amenazaban con hacer llegar el caso al Gobernador para que hiciera justicia.

Fuente: PorEsto

Comments are closed.