martes, agosto 20

Marina va por depredadores

0
242

Inspectores de la Comisión Nacional de Pesca (Conapesca) y elementos de la Marina realizaron operativo sorpresa en algunos muelles de la ciudad, con el propósito de evitar la depredación del pulpo e inhibir el comercio ilegal de este producto.

Las operaciones sorpresa en convenio con la Secretaría de Marina (Semar) dieron inicio desde las primeras horas de la tarde, cuando en un dispositivo en el que se vieron involucrados vehículos oficiales de la primera dependencia mencionada, así como de Conapesca, llegaron al muelle de la agrupación ribereña Camino Real, situado en la avenida Costera.

En el primer punto, los inspectores se dedicaron a revisar las neveras así como embarcaciones; sin embargo, durante esa tarea se percataron de una lancha sospechosa que llegaba a puerto con más tripulantes de lo normal, presuntamente buzos, quienes al ver a los uniformados optaron por dar la vuelta y así evitaron ser revisados en el operativo.

En ese sector se mantuvieron poco más de 30 minutos, pero al no detectar alguna otra irregularidad se retiraron con dirección al muelle “7 de Agosto”. En ese punto se revisaron neveras así como la talla del pulpo y algunas especies marinas en busca de alguna irregularidad.

Algunos pescadores se acercaron al inspector de Conapesca, a quien indicaron que las actividades ilegales a cargo de pescadores y buzos se encuentran en los muelles del Camino Real; sin embargo, temen denunciarlos por las confrontaciones que han tenido en el pasado, ya que éstos toman represalias violentas al grado de golpearlos.

Del mismo modo, alegaron que no es lo correcto que las operaciones se hagan durante la temporada de pulpo, de agosto a diciembre, cuando las autoridades pesqueras saben que la depredación está todo el año. Además, indicaron que las acciones contra los buzos no han funcionado, lo que se ve reflejado en la escasa pesca, sumado a que empresarios champotoneros son los que dan lugar a la pesca desmedida del pulpo.

Una vez concluido el operativo, inspectores y marinos se retiraron, aunque antes de hacerlo aseguraron que las acciones continuarán a lo largo de la temporada para evitar que los buzos sigan empleando artes de pesca prohibidas o se capturen especies de talla pequeña.

Fuente: Por Esto

Leave a reply