martes, septiembre 29

Negocios ilegales en Xpicob

0
379

Shajil Salom, empresario extranjero, intenta reactivar granja acuícola con la que explotaba pepino de mar y lavaba dinero, denuncia Pedro Celestino May Can / Tres hectáreas de tierras compradas ilícitamente

CAMPECHE, Cam., 8 de diciembre.– El ejidatario Pedro Celestino May Can reveló que continúan las irregularidades en Xpicob, asentamiento costero perteneciente al ejido de Lerma y ubicado en el kilómetro 185 de la carretera federal Campeche-Champotón, ya que de nueva cuenta el empresario extranjero Shajil Shalom está tratando de reactivar la granja acuícola que usó como tapadera para explotar ilegalmente pepino de mar.

Aseguró que este empresario se presentó en la Comisaría de Lerma el 14 de enero de este año para comprar 3 hectáreas en Xpicob, mismas que le fueron vendidas de manera ilegal por 900 mil pesos, además de un pago extra que (calculado en millones de pesos) quedó en manos de los representantes del Registro Agrario Nacional (RAN), la Procuraduría Agraria (PA) y al ex comisario de Lerma, Isidro de la Cruz Poot Sánchez, entre otros.

Recordó que en esa extensión de tierras se instalaron campamentos pesqueros donde supuestamente se realizaban actividades de incubación de especies marinas, lo cual sirvió de tapadera para ocultar la verdadera actividad: la extracción ilegal de pepino de mar.

El saqueo de pepino de mar de las playas campechanas le reportaban exorbitantes ganancias el empresario extranjero: según cálculos modestos, el negocio ilegal con pepino de mar (Holothuroidea) le representaba al empresario ingresos de hasta 1 millón de pesos por día.

Recordó que de nada sirvió el cateo que realizó la Procuraduría General de la República (PGR) en los terrenos mencionados, realizado el 5 de abril de este año, donde fueron asegurados mil 600 kilos de pepino de mar, 8 lanchas ribereñas con 5 pasajeros a bordo en cada una de ellas y al vigilante del campamento, un tal Carlos (que ahora está libre), pues Shajil Shalom está buscando de qué manera seguir con sus negocios turbios en el terreno que adquirió ilegalmente.

Por ese motivó, pidió a las autoridades federales y estatales atender el caso como debe ser, asegurando que el empresario está buscando cómo obtener más recursos mediante su esposa, para activar la granja acuícola, lo cual reprobó, pues de nada sirvió todo lo que se invirtió del erario en anteriores ocasiones en las “empresas”, que sólo le sirvieron de tapadera para sus negocios sucios.

May Can recordó que en el campamento acuícola, las sociedades Maricultivo del Golfo, S.A. de C.V., Tecnología Pesquera Avanzada de Campeche, Oden y Maya Fish, supuestamente realizaban proyectos de incubación de peces, pero que éstas fueron abandonadas y saqueadas de todas las herramientas que habían sido instaladas al revelarse sus verdaderas actividades.

Dijo que es tal la situación, que el ex comisario Ejidal de Lerma, Isidro de la Cruz Poot Sánchez, reconoció que hubo corrupción en la venta de las tierras, por lo que de forma inmediata pidió que se esclarezca todo lo que está aconteciendo, añadiendo que hay nombres de políticos y ex políticos involucrados.

Al reconocer que el campamento acuícola está convertido en un cementerio de dinero federal y estatal, además del desperdicio de embarcaciones, jaulas para peces y equipos de incubación, lamentó que cuando un campechano o campesino mete un proyecto de desarrollo sustentable siempre se lo niegan.

Agregó que ese lugar sólo se usaba para lavar dinero mediante sociedades que no cumplían con sus principios y explotaban el pepino de mar, por lo que dijo que la zona le pertenece desde el 93 por designación de la Asamblea Ejidal y que el proceso en los tribunales para recuperar las tierras continúa.

Incentivó depredación de pepino

Cabe hacer mención que mientras estuvo operando, las granjas del empresario extranjero estuvieron incentivando la pesca y comercialización ilegal de pepino de mar, situación que fue denunciada por los propios pescadores quienes en colaboración con las autoridades contribuyeron a realizar varios decomisos del producto.

Todavía en abril del presente año, personal de la Procuraduría General de la República (PGR), adscritos a la Agencia de Investigación Criminal (AIC), aseguraron en Campeche más de una tonelada de pepino de mar, así como el inmueble donde se ubicó el producto.

El 8 de abril, al dar cumplimiento a una orden de cateo, otorgada por el Juez de Distrito Especializado en el Sistema Penal Acusatorio del Centro de Justicia Penal Federal en el Estado, derivada del seguimiento a varias denuncias anónimas, elementos de la AIC, con apoyo del personal de la Secretaría de Pesca de Campeche, se trasladaron a una granja acuícola, ubicada en la carretera Campeche-Champotón.

Los policías federales aseguraron mil 683 kilogramos de pepino de mar, especie marina que se encuentra en veda permanente, así como el inmueble que funcionaba para acopio, captura y procesamiento del producto.

Lo asegurado fue puesto a disposición del Ministerio Público de la Federación, que continúa con la integración de la carpeta de investigación correspondiente, para lo cual solicitó los dictámenes periciales y, una vez acreditado el delito contra el ambiente, se ejercerá acción penal en contra del o de los responsables.

El pepino de mar

En México, las playas que se encuentran en la Península de Yucatán son un sitio idóneo para el desarrollo del pepino de mar. Estos especímenes han sido noticia en los últimos años, debido a la pesca ilegal que los ha puesto en riesgo de extinción. Pese a que su explotación está autorizada fuera de la temporada de veda, las acciones de los pescadores furtivos han generado la venta no autorizada e incluso actos de violencia por parte de quienes quieren comerciar estos equinodermos. Cabe destacar que entre los principales países consumidores destacan China, España, Francia, Malasia, Japón, Filipinas, Perú, entre otros.

Parte de la demanda del pepino de mar radica en las creencias de que poseen propiedades afrodisíacas; otros creen que son curativos para el cáncer y la artritis, pese a no tener una comprobación científica de tales propiedades. El equinodermo también es utilizado en gastronomía para la elaboración de sopas, sushi, arroces, entre otros platillos.

Parte de la importancia económica de esta especie tiene que ver con su escasez en diferentes regiones de Asia, por lo que su precio se elevó en el mercado internacional, hasta cotizarse como un alimento de lujo.

Fuente: PorEsto

Comments are closed.