miércoles, febrero 26

Preocupa a los alcaldes la desaparición del Ramo 23

0
308

Las autoridades municipales deberán “ajustarse el cinturón” para poder realizar obras de infraestructura, como calles, parques y canchas

Con la cancelación del Ramo 23 impulsado por el Gobierno Federal, los ayuntamientos tienen que “ajustarse el cinturón” para la generación de obra pública, por lo que el siguiente año será complicado construir parques, canchas, calles y otros proyectos de este tipo, reconoció el presidente municipal de Umán, Freddy Ruz Guzmán.

El edil sostuvo su preocupación para la generación de obras, toda vez que los municipios ahora solo disponen de los fondos del Ramo 33, cuya fórmula de asignación de recursos es complicada y “no es la que debería de ser”.

Consideró que este recorte de fondos federales limita en dimensiones considerables la generación de obra pública y ante eso, los alcaldes tienen que diversificar la forma de obtención de recursos para subsanar las necesidades de los municipios.

“No hay ninguna regla clara de dónde bajar esos recursos, se canceló prácticamente todo y vemos que a nivel federal todo está destinado a programas sociales y eso deja al tema de la infraestructura atrás, lo que sin duda es preocupante para nosotros”, abundó.

Ante ello, Ruz Guzmán señaló que la mayoría de los ayuntamientos es austero y buscan equilibrarse con la calidad de los servicios que brindan en sus municipios para no afectar la calidad de vida de los habitantes.

El primer edil indicó que cada peso que les llega a la administración es utilizado de forma efectiva y transparente, por lo que exigió al Gobierno Federal que existan “reglas claras” en las operaciones de los recursos que se puedan bajar.

“Estoy preocupado porque se canceló el Ramo 23 donde podíamos acceder a esos fondos, podíamos hacer parques y calles pero ya no hay nada de eso”, expuso.

Es preciso mencionar que el Ramo General 23 era un instrumento de política presupuestaria que permitía atender las obligaciones del Gobierno Federal y cuyas asignaciones de recursos no correspondían al gasto directo de las dependencias ni de las entidades.

En el 2017, el Gobierno Federal ejerció 35 mil 805.19 millones de pesos bajo este esquema, los cuales fueron solicitados a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) por las entidades federativas y municipios.

En otros temas, el alcalde Umán adelantó que ya se alistan para el primer informe de gobierno que será austero y se realizará el viernes 16 de agosto al mediodía en el auditorio municipal.

“Vamos a hacer un informe austero, adaptándonos a lo que prevalece en el país y el Estado, por lo tanto lo vamos hacer con los mecanismos digitales que tenemos para ahorrar recursos”, aseveró.

Fuente: Novedades de Yucatán

Leave a reply