Primer perro policía clonado en China comienza entrenamiento policial

0
22

Kunxun, el primer perro policía clonado en China, inició su entrenamiento en una base policial de esta localidad, perteneciente a la provincia de Yunnan, al suroeste de China.

Según reportes del diario China Daily, el ADN del can de tres meses de edad es 99.9 por ciento idéntico al original de nombre Hauhuangma, un perro lobo de Kunmíng hembra de siete años, perteneciente a la policía de Yunnan, donde es conocido como el “Sherlock Holmes” de los peludos por su habilidad como sabueso.

En 2016, el Ministerio de Seguridad Pública reconoció la contribución de Hauhuangma en la investigación de casos de asesinatos. El adiestramiento de estos animales se estima en hasta cinco años y un costo de casi 60 mil dólares.

El nacimiento de Kunxun (19 de diciembre de 2018), en una base experimental de la Sinogene Biotechnology Company con sede en Beijing y la Universidad Agrícola de Yunnan, ofrece la posibilidad de clonar perros policía experimentados y reducir el tiempo de entrenamiento.

Sobre el tema, Wan Jiusheng, un investigador de la Base de Seguridad Pública de Kunming, indicó al Science and Technology Daily que Kunxun podría convertirse en perro policía cuando tenga unos 10 meses, pues tiene un potencial mejor que los perros lobo de Kunming criados regularmente en una serie de pruebas.

Tras recordar que Corea del Sur inició la clonación de ese tipo de canes en 2007, Wan añadió que se planea establecer un banco de células somáticas para perros policía a nivel nacional, a fin de preservar y utilizar a los de primera categoría.

El 17 de diciembre pasado, el servicio de clonación de mascotas de China anunció que había duplicado “Zumo”, un famoso perro del cine y televisión chinas.

A medida que envejece “Zumo” y su ilustre carrera llega a su pico, su dueño en Beijing tiene un deseo: que viva y, quizás, para siempre.

Zumo, “Guozhi” en mandarín, es un perro callejero adoptado de nueve años que no puede reproducirse porque fue esterilizado a edad muy temprana. Pero su dueño, el entrenador de animales He Jun, quiere que la imagen de su perrito estrella siga viva en un clon.

“Zumo es propiedad intelectual con influencia social”, dijo He.

Para lograrlo, fue a Sinogene, la primera compañía de biotecnología de China en proporcionar servicios de clonación de mascotas. La compañía acaparó titulares cuando clonó con éxito un beagle editado genéticamente en mayo del año pasado. Un mes después, comenzó a ofrecer sus servicios de clonación.

Fuente: Noticieros Televisa

Comments are closed.