domingo, diciembre 15

Probarán en Yucatán vacuna para prevenir el chikungunya

0
859

A partir del 2020 cuando comiencen las pruebas en México

Una vacuna preventiva contra el chikungunya podría probarse en Yucatán en los próximos años, informó Arturo Reyes Sandoval, investigador de la Universidad de Oxford, en donde junto con su equipo trabaja probando vacunas para enfermedades como la ya mencionada, el zika y el dengue.

El científico detalló que sus investigaciones han derivado en el diseño de nuevas vacunas para enfermedades de interés en México, y luego de un arduo trabajo en el Reino Unido, han llegado a la conclusión que la vacuna contra la chikungunya es segura, por lo que sería a partir del 2020 cuando comiencen sus pruebas en México.

Reyes Sandoval explicó que una vacuna se debe probar inicialmente en un lugar donde no exista la enfermedad -Reino Unido, en este caso- para determinar su desempeño, luego en un lugar en donde se pueda presentar el mal, pero sin mayor incidencia, como en el norte del país; y posteriormente se probaría en Yucatán.

“La gran ventaja es que, teniendo presencia la enfermedad en la península, durante las fases más tardías de la prueba clínica podamos comprobar su eficiencia, y no hay mejor lugar que uno que registre una alta incidencia de casos”, añadió.

En cuanto al rango de edades, expuso que la vacuna se probó inicialmente en adultos, y en medida que van comprobando su seguridad, pasan a jóvenes de 18 a 50 años; luego de 7 a 18 y finalmente la prueban en bebés y adultos mayores, el sector más afectado por estos males.

Referente al costo por vacuna, señaló que pretenden que oscile entre uno y cinco dólares, es decir, que sea accesible a la población; en contraste a otras vacunas como la del dengue, cuyo precio oscila entre 50 y 100 dólares según el lugar.

El Reino Unido ha invertido 5 millones de libras -cerca de 123 millones de pesos- en la vacuna para el virus de chikungunya; y el grupo de trabajo de Reyes Sandoval espera que ese recurso se incremente en siete a 10 millones para las fases tardías de su proyecto, “parece un precio alto, pero es una buena inversión, ya que los costos para atender estas enfermedades son mucho mayores”, sentenció.

Finalmente, el investigador reconoció que la incidencia en casos de chikungunya y zika ha bajado drásticamente, incluyendo a la península; sin embargo, no es el caso del dengue. Recordó que se trata de infecciones cíclicas, por lo que se prevén altas y bajas. Lo que sí advirtió, es que llegaron para quedarse.

En lo que va del año, en Yucatán no ha registrado casos de chikungunya o zika, pero en el corte a la semana epidemiológica 43 -al cuatro de noviembre del 2019- se han acumulado 338 incidencias de dengue, de las cuales 176 corresponden a dengue no grave, 144 a dengue con signos de alarma y 18 a dengue grave, colocando a la entidad en el lugar 15 en función al resto de los estados.

Fuente: La Jornada Maya

Leave a reply