¿Puede AMLO controlar el Banco de México… y la inflación?

0
26
Por Jonathan Ruiz Torre
Parteaguas

No está claro si quiere, pero podrá. El presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, a diferencia de quienes le antecedieron, tendrá el poder de nombrar a quienes encabecen el Banco de México (Banxico) para tener un control definitivo de esta institución y por ende de la inflación, desde Palacio Nacional.

Va una anécdota que ayuda a explicar. El Club de Banqueros tiene casa en el Centro Histórico de la Ciudad de México. Es un edificio de 1548 que fue usado como colegio, casino y teatro, en distintas épocas.

Esta noche de septiembre su bello patio central está a media luz, pues es sede de una celebración, de una cena. Tuve suerte, está cerca de mí el hombre que más sabe de la administración del Banco Bentral.

¿Percibe riesgos de que el presidente electo quite constitucionalmente la autonomía al Banco de México? Le pregunto a la primera oportunidad.

No es necesario —me responde— tiene el control del Senado, sólo tiene que seleccionar a las personas que él quiera para administrarlo, pues cuatro de los cinco miembros de su Junta de Gobierno enfrentarán el final de su periodo durante el siguiente sexenio. El Senado seguramente ratificará a quien AMLO proponga.

En efecto. En diciembre se acaba el periodo de Manuel Ramos Francia y puede ser el primero a sustituir. Dos años después, Javier Guzmán. A Alejandro Díaz de León, el gobernador, le tocará en 2021, a la mitad de la administración de AMLO. Con eso, los nombrados durante la administración morenista tendrán mayoría.

Finalmente, Roberto del Cueto puede ser relevado en 2022. Sólo Irene Espinosa permanecerá después del sexenio que iniciará en diciembre de este año.

Enrique Quintana abordó el tema en esta columna de julio.

Atención, todos los presidentes de México tienen la posibilidad de proponer candidatos a la Junta de Gobierno de Banxico, con la diferencia de que AMLO sí gozará de un Senado que en su mayoría le es fiel, lo que dificulta una oposición a sus decisiones.

¿Y qué controla el Banxico? Poderosas herramientas. Unas permiten encarecer o abaratar los créditos que ofrecen los bancos comerciales, otras influir en el tipo de cambio frente al dólar. Todo eso detiene o mueve la inflación, que está en 4.8 por ciento anual.

No está claro si el próximo presidente quiere controlar el Banco Central, pues lo que anuncian él y su equipo es un respeto al equilibrio macroeconómico del país. De lo poco que está en equilibrio, por cierto, en un país azotado por la impunidad y la falta de Estado de derecho que derivan en inseguridad y corrupción.

Además está lo que él mismo dijo ayer: “Vamos a respetar la autonomía del Banco de México para que haya equilibrios macroeconómicos, que no haya devaluación, que no haya inflación, que si se dan esos fenómenos no va a ser por culpa del presidente de la República sino por circunstancias externas o por mal manejo de la política financiera que haga el Banco de México, no el gobierno de la República”.

AMLO necesitará de un Banco Central autónomo que hasta ahora ha funcionado bien, pero al parecer repentinamente durante su gestión puede fallar y asegurarle un argumento para explicar un problema en la economía. Puede servirle que no haya nombrado él a quienes lo conducirán.

Comments are closed.