domingo, octubre 13

Rugen Leones de Yucatán para llevarse segundo ante Diablos de México

0
1767

Los Diablos Rojos del México dieron el grito…pero de terror, por la salvaje zarandeada que recibió su pitcheo, víctima del poderoso ataque de unos feroces Leones de Yucatán, que con cinco jonrones se dieron un festín que los llevó a un categórico triunfo de 14×4, en el mismo “infierno” del “Alfredo Harp Helú”, ante 15,745 aficionados. Las fieras se encuentran a medio camino de la Serie del Rey.

Con una explosión ofensiva de 17 imparables, el conjunto melenudo tomó una importante ventaja de 2-0 en el segundo juego de la Serie de Campeonato de la Zona Sur que se disputó ayer por la tarde en el “Diamante de fuego” de la Pandilla Roja.

Acostumbrado el diablo a ser implacable en su casa, los Leones de Yucatán, por la vía del poder, a base de cañonazos, le aplicaron una dosis de su propia receta a un equipo que lideró la ofensiva durante la temporada.

Esta fue la segunda derrota más escandalosa que registran los Pingos en su propio Estadio. Acereros de Monclova fue el primero en profanar el “templo” infernal, en su vista en julio pasado al ganar 17×4.

Los reyes de la selva, el mejor equipo de la segunda vuelta, ratificó su liderazgo con una fulminante demostración.

Durante el calendario regular, impuso nuevo récord de jonrones para la franquicia yucateca con 126. Ese “power” está siendo factor en el impresionante paso que mantiene la novena melenuda en la pretemporada.

En los primeros dos juegos contra los Diablos Rojos, los Leones desaparecieron la pelota 8 veces y con los 5 bambinazos que conectaron en la primera serie de pléiofs ante los Guerreros de Oaxaca, las fieras acumulan 13 palos de vuelta entera. Espectacular.

La explosión ofensiva de las fieras que “mató” el momento anímico de los Diablos, que en la entrada anterior empató 3×3 el juego, se registró en la parte superior de la tercera entrada, en el feroz ataque de 9 carreras, que representó un balde de agua helada que apagó el “infierno”.

En el letal ataque, los Leones aprovecharon el descontrol del pitcheo escarlata y las tres pifias, que opacó el excelente trabajo defensivo que durante la temporada regular impulsó a los Diablos Rojos a ser el mejor en ese departamento. En estos primeros dos juegos, acumulan cuatro errores.

El cabalístico número 13 registró los bateadores que desfilaron en el plato y surtieron sabroso a tres lanzadores que no sintieron lo duro sino lo tupido de la artillería felina.

Sebastián Valle, con jonrón de tres carreras, despidió a su paisano, el abridor mochiteco David Reyes (0-1), quien se fue a su caseta cargando la pesada losa de la derrota y Leo Heras, con bombazo “espalda con espalda”, le dio salvaje bienvenida al relevista monclovense Francisco Ríos, quien cometió par de yerros, en una misma jugada.

Jonathan Jones aprovechó un wildpitch para colarse a la registradora, y Luis Felipe “Pepón” Juárez, con imparable, remolcó la sexta carrera del inning y Xavier Scruggs, con el tercer bambinazo de la entrada, productor de tres carreras, coronó el jugoso racimo.

De las 10 carreras que admitieron los primeros dos lanzadores, 6 fueron limpias.

En la primera entrada, los Leones inauguraron el marcador con jonrones seguidos de Alex Liddi y Luis Felipe “Pepón” Juárez, y anotaron una más en el segundo rollo para el 3×0.

Los Diablos atacaron al dominicano César Valdez (1-0) en el fondo del segundo episodio y la ventaja melenuda se esfumó con rally de tres carreras. En ese diabólico ataque se combinó un error, doble productor de Emmanuel Ávila y elevado de sacrificio de Jesús Fabela.

Una molestia en su espalda evitó que Valdez siga en el juego, por lo que su efectivo trabajo, el que le permitió salir con la victoria, lo respaldó el bullpen de las fieras.

Andrés Avila despachó la sexta entrada, Manny Parra admitió la última carrera en la séptima que entró por wildpitch, y Miguel Peña y Josh Lueke colgaron las últimas dos argollas para remachar la victoria melenuda.

La “cacería” de los Leones fue estupenda, fenomenal. Ahora, la serie se traslada a la selva yucateca donde se efectuarán los juegos 3 y 4 el próximo martes y miércoles, en donde buscarán mantenerse indomables.

Fuente: Por Esto

Leave a reply