lunes, agosto 2

Se intensifica ola de calor en Mérida por falta de árboles, alerta Conagua

0
221

Cada año las temperaturas en Mérida van en ascenso y con ello se alarga el periodo de calor, advierte especialista de Conagua

Cada año los días con temperaturas mayores a los 40 grados centígrados en Mérida han ido en aumento, lo cual revela una tendencia al alza de que se presenten temperaturas extremas durante periodos más prolongados.

A pesar de que no existen elementos para vincular esta situación con el cambio climático, es un hecho que la capital de Yucatán cada vez enfrenta periodos más largos en los que supera temperaturas que están cerca de alcanzar el máximo histórico que es 43.6 grados Celsius.

El especialista del Centro Hidrometeorológico Regional de Mérida, perteneciente a la Conagua, Jaime Choncoa Morán, explicó que los registros que tienen en el Observatorio de Mérida indican que año con año son más prolongados los periodos con temperaturas por encima de los 40 grados centígrados, lo cual puede desencadenar más enfermedades gastrointestinales, así como golpes de calor.

Año con año se presentan temperaturas elevadas y cada vez hay más días con temperaturas por arriba de los 40 grados Celsius. En los últimos años se han presentado temperaturas extremas muy cercanas a los récords históricos”, aseveró.

En entrevista con PORESTO! detalló que en Mérida la temperatura más alta es de 43.6 grados Celsius, que fue el 23 abril de 2015, “pero lo que hemos notado es que la frecuencia del número de días que supera los 40 grados centígrados ha ido aumentando”.

El año pasado, recordó que Mérida tuvo un periodo de una onda de calor que superó los 11 días consecutivos, en los que se mantuvieron
temperaturas de entre 41 y 43 grados centígrados, lo cual impacta en la salud pública, porque se registra un incremento de casos gastrointestinales, debido a que se descomponen los alimentos con más rapidez.

Además, “la onda de calor representa en sí misma un peligro para la salud si hay personas que son susceptibles a las altas temperaturas y rápido pueden tener un problema relacionado con esto”, alertó el meteorólogo Choncoa Morán.

El especialista del Centro Hidrometeorológico Regional de Mérida apuntó que a partir del 2005 ha disminuido considerablemente la vegetación en la capital del estado, porque hay mayor población y más construcciones, lo cual ha influido en el incremento de la onda de calor en la ciudad, por lo que en los últimos años han notado que en mayo hay periodos más largos con temperaturas superiores a los 40 grados centígrados.

“La ciudad ha experimentado un crecimiento bastante acelerado, principalmente a partir de 2005 y con ello la reducción de la vegetación en la periferia de la ciudad, además de que sí hay una evidencia que a nivel mundial ha habido cambios en los patrones climáticos y esto repercute a escala local”, comentó.

En la década de los 60´s , las temperaturas más elevadas en la ciudad oscilaban entre los 35 y 39 grados Celsius, pero a partir de la década de los 70 rebasaron los 40 grados, pero en esta última década fluctúan entre 41 y 43 grados centígrados en los meses más calurosos, especialmente en mayo.

“La climatología nos muestra que los meses más calurosos son a partir de mayo, pero sucede un fenómeno bastante curioso, porque el mes que tiene más días calurosos por arriba de los 40 grados es mayo, pero en abril han ocurrido los valores más extremos, es decir, que uno, dos o tres días ha habido temperaturas muy elevadas y es cuando hemos tenido los récords históricos”, detalló Jaime Choncoa.

Cuando llega el mes de junio siguen las temperaturas altas, pero tienden a bajar un poco, debido a que empiezan a llegar las ondas tropicales y eso aumenta la nubosidad y de alguna manera hay menos radiación solar.

Sobre los cambios de temperatura, el Atlas de Riesgo de Mérida advierte que en la capital de Yucatán pueden detectarse diferentes zonas respecto al clima. La primera es en la que las temperaturas máximas tienden a elevarse a lo largo del año y la mínima a ser menor, “lo cual se interpreta como una propensión a ser más extremosas”.

La segunda zona se caracteriza porque hay una ligera tendencia a la disminución de la temperatura y la tercera se caracteriza por un patrón diferente en la que las temperaturas máximas como las mínimas se tornan cada vez más cálidas.

Fuente: Por Esto

Leave a reply