domingo, julio 5

Sin estar en fase 2, México aplica medidas para evitar un contagio masivo: López-Gatell

0
314

 

El subsecretario López-Gatell, confirmó que hay 14 laboratorios autorizados para hacer pruebas de coronavirus en el país

Hugo López-Gatell, subsecretario de Salud, estimó que en junio se tendrá el mayor número de casos de coronavirus COVID-19 en México, incluidas las personas infectadas que requieran hospitalización.

En entrevista con Joaquín López-Dóriga en Grupo Fórmula, el subsecretario de Salud destacó que las medidas implementadas por las autoridades mexicanas retardaron el despunte de casos de transmisión.

Señaló que para julio podría haber un descenso de la curva epidemiológica, pero la pandemia podría llegar incluso hasta octubre.

“Hay que prepararnos para una epidemia larga… En agosto descenderá, pero podríamos llegar a octubre”.

¿QUÉ PASA CON LA FASE 2?

El doctor Hugo López-Gatell aclaró que en México no se presentan las condiciones para declarar la fase 2, sin embargo, en los hechos, ya se aplican las medidas correspondientes con el objetivo de retrasar la transmisión del virus.

“Nos da gran esperanza que retardemos la transmisión y en el momento de la transmisión dispar, que se va a presentar, no será tan intensa”.

Reiteró que es vital seguir las recomendaciones de las autoridades como el lavado frecuente de manos, el aislamiento social, hacer home office y proteger a la población vulnerable que es aquella con enfermedades crónicas como hipertensión, diabetes, cáncer, etc.

Señaló que es posible que el Valle de México sea la zona con mayor concentración de casos. Si eso ocurre, se tomarán medidas más intensas que en otras partes del país.

EL CASO ITALIA

López-Gatell explicó que, aparentemente, en Italia no se aprovechó el momento para retardar la velocidad de transmisión.

Destacó que en México sí ocurre este fenómeno y ejemplificó con el adelanto de las vacaciones de Semana Santa, el no salir de casa en casa y posponer eventos de concentración masiva.

¿QUÉ OCURRIRÁ CUANDO AUMENTE EL NÚMERO DE CASOS?

Hay que estar preparados cuando entre la fase dos y tres. Se prevé que del total de casos en el país:

80 por ciento sean leves

15 por ciento tendrán una enfermedad intensa para requerir hospitalización

Entre el 5 y 6 por ciento aproximadamente requerirán servicios avanzados, como terapia intensiva o respiración asistida.

Si la demanda de camas de terapia intensiva y hospitalización general es mayor a la capacidad instalada y expandirle “entonces estamos en problemas”, añadió el subsecretario López-Gatell.

Si México llega a ese escenario, las autoridades han diseñado un plan para atender la contingencia, consistente en:

1.- Reorganización al interior de hospitales.

2.- Dedicar hospitales enteros al manejo de pacientes con COVID-19 y las personas que no tengan el padecimiento, pero estén internadas, sean trasladadas a otras unidades.

3.- Habilitación de hospitales de campaña, carpas, etc. Será vital la aplicación del Plan DN-III de auxilio a la población, sin que eso significa la militarización de la atención a la pandemia.

4.- La posibilidad de tener apoyo de hospitales privados.

“No se pretende nacionalizar hospitales privados, al contrario, se agradece la generosidad de la comunidad privada”, aseveró el doctor López-Gatel.

Si el problema crece, se considera habilitar hoteles y otras instalaciones que no hayan sido construidas con ese fin en hospitales o clínicas de atención.

¿LOS LABORATORIOS PRIVADOS PUEDEN HACER PRUEBAS DE COVID-19?

El subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, confirmó que hay 14 laboratorios autorizados para hacer pruebas de coronavirus en el país.

Explicó que el resto no tiene autorización, pero eso no significa que no la vayan a tener. Para ello deben recibir un entrenamiento especializado y “no actuar por la libre”.

Aseguró que los laboratorios deben tener responsabilidad social, con procedimientos acreditados, con un claro compromiso con la vigilancia epidemiológica y que no aprovechen la situación para subir los precios de las pruebas hasta cinco mil o 10 mil pesos y rechazó que se pretenda censurar el número de contagios.

“No se justifica ese costo”.

Fuente: López-Dóriga Digital.

Leave a reply