domingo, mayo 31

Utilizan niño en un robo

0
6765

 

Dos hurtos en un sector de Motul en solo 10 días

MOTUL.— En apenas 10 días se registró un segundo hurto a casa habitación, y con éste el monto de lo robado en ambos casos asciende a unos 50,000 pesos.

En esta ocasión los cacos habrían usado a un niño para entrar a una vivienda.

Los amantes de lo ajeno aprovecharon una salida de la familia para apoderarse de objetos de valor usando “aparentemente a un niño”, ya que en la casa se encontraron huellas de manos pequeñas en las ventanas y paredes.

Según datos recabados, Lucely del Carmen Chan Argáez, de 28 años de edad, salió de su domicilio, ubicado en la calle 11-A con 22 y 20 del Fraccionamiento “Puertas del Sol”, la noche del pasado lunes y al regresar anteayer miércoles encontró su casa saqueada.

El robo incluyó una televisión de plasma, una guitarra marca Fender, una bomba de agua, 30 kilogramos de cobre, una licuadora, una sandwichera, un exprimidor de jugos eléctrico, bolsas de dama y un espejo.

El hurto asciende a casi $15,000.

La afectada ya interpuso la denuncia correspondiente ante la agencia 24 de esta ciudad de la Fiscalía General del Estado (FGE), la cual quedó asentada en el expediente GL/103/2020.

Los malhechores habrían usado a un niño para entrar por una ventana del baño de la vivienda, que mide aproximadamente unos 70 centímetros de largo por 50 de ancho, para luego abrir otra ventana de un cuarto.

Durante el robo, el presunto menor habría dejado rastros de sangre al cortarse con los cristales, y lodo en las paredes por donde pasó, además, de huellas en la ventana.

En el lugar se encontró un calcetín negro con rojo, que fue abandonado presuntamente por los delincuentes.

Vecinos señalaron que escucharon ladridos de perros por la madrugada del martes, sin embargo, no vieron nada extraño.

Primer robo de la zona

El pasado 20 de marzo, Selmer Fernando Pino Falla denunció en redes sociales el robo en su casa, ubicada en la calle 24 entre 9 y 11, a unos 400 metros del segundo robo.

El valor de lo sustraído ascendió a los $35,000. Los cacos se llevaron bienes electrodomésticos: una secadora de ropa marca LG, lámparas de pared, un intercomunicador, espejos para baños, una bomba de agua sumergible de caballo y medio de fuerza, controles remotos para ventiladores de techo y recubrimientos para piso.

La denuncia quedó registrada con el número de carpeta 339/2020.

No hay sospechosos

La Fiscalía de la agencia 24 aún no tiene sospechosos ni detenidos en ambos casos, sin embargo, piden a los denunciantes regresar cada 15 días para averiguar cómo avanzan las investigaciones.

Fuente: Diario de Yucatán.

Leave a reply