miércoles, noviembre 25

Vendieron patrullas como chatarra

0
700

En el terreno del antiguo rastro municipal mantuvieron oculto un lote de carro-patrullas obsoletas y vehículos oficiales que presuntamente fueron dados de baja / Personal del Estado en contubernio con chatarreros foráneos se llevaron todo

CAMPECHE, Cam.- En el terreno del antiguo Rastro Municipal, ubicado sobre la vieja carretera a Hampolol, cerca de la colonia Fidel Velázquez, mantuvieron oculto un lote de patrullas obsoletas y vehículos oficiales que fueron dados de baja. De acuerdo a testimonios, hace tres meses, dichas unidades se vendieron como chatarra.

Testigos oculares, revelaron que hace aproximadamente tres meses personal del Estado en contubernio con chatarreros foráneos, evacuaron del predio baldío decenas de unidades policiacas en estado obsoleto, así como varios vehículos y camionetas de lujo presuntamente dadas de baja del sistema del parque vehicular gubernamental.

Los informantes quienes pidieron el derecho de anonimato aseguraron que, durante un par de semanas, vieron desfilar tráileres de cajas cerradas y grúas de plancha llevándose las unidades, además del acarreó y labores de chatarreo de las mismas.

“Esos vehículos fueron almacenados en ese predio poco después que “Alito” tomó protesta como Gobernador, estuvieron dos años en el abandono y durante ese tiempo seguían trayendo más unidades, incluso hubo camionetas y coches de lujo de reciente modelo, que posiblemente por alguna falla los dictaminaron como inservibles”.

“Hace tres meses vimos movimientos de tráileres, grúas y de algunos con plancha, nos percatamos de que se estaban llevando todas las unidades, algunas fueron chatarreadas ahí mismo, y otras simplemente salieron andando” reveló uno de los testigos.

Cementerio de patrullas

En otro punto de la ciudad, al interior de un predio incrustado en el Parque Industrial sobre la avenida Héroe de Nacozari existe un cementerio de patrullas chatarra de la Policía Estatal Preventiva (PEP). El lugar es resguardado por elementos de citada dependencia y personal adscritos al Gobierno del Estado.

El sitio se ubica precisamente en la colindancia noreste del recinto de la Asociación Ganadera, y a espaldas de las inmediaciones de las Salas de Juicios Orales; una barda perimetral y varios metros de malla metálica impiden la visibilidad. La seguridad es absurda.

El escenario destaca en que, al menos una veintena de camionetas -patrullas Dodge RAM SLT de modelos 2010 – 2015, y una docena de vehículos tipo sedán modelo Avenger adaptados con sistema de comunicación, torretas, tumba burros y bocinas están en condiciones dañadas.

El deterioro evidente en algunas unidades demuestra que son chatarra, otras se encuentran en perfecto estado, pero con neumáticos ponchados y algunos rayones de pintura. Un número menor de patrullas están totalmente destrozadas.

El fotógrafo de esta casa editorial tuvo acceso a graficas de manera extraoficial, sin embargo, la maleza crecida impidió la toma de fotografías. De acuerdo a datos recabados, las unidades policiales llevan poco menos de cinco meses resguardadas y han sido dadas de baja por la propia Secretaría de Seguridad Pública. Cabe mencionar que se solicitó el estado y las condiciones, pero fue negado a este medio impreso.

A pesar de que la fuente informativa no revelo más información, también omitió explicar el proceso de baja de cada patrulla, pues indicó que algunas sólo presentan fallas en el sistema eléctrico y otras es cuestión de mantenimiento mecánico.

Costosas unidades y el negocio de la chatarra

Con la intención de conocer un estimado de costo real sobre la inversión pública al adquirir nuevas patrullas, POR ESTO! Campeche solicitó a la agencia automotriz correspondiente, un presupuesto unitario.

Cada patrulla supera el costo de medio millón de pesos con equipamiento y aditamentos certificados, y son consideradas para un tiempo de vida útil de ocho a 10 años por unidad y/o kilometraje conforme al mantenimiento.

Sin embargo, las patrullas ubicadas en el banco de chatarra contemplan menos del tiempo programado pues la unidad más reciente está registrada en 2015, y en el caso de los autos sedan Avenger, el último modelo producido fue en 2014, confirmo la Agencia Automotriz.

Sobre el presupuesto, especificó que el precio de una camioneta doble cabina modelo Dodge RAM 2019 con similitud para adaptaciones de una patrulla es de 486 mil 232 pesos, más un gasto aproximado de 109 mil 500 pesos en equipamiento policial, lo cual se ajusta a un costo de inversión de 595 mil 732 pesos.

La aplicación de números y ecuaciones arroja un comparativo millonario con las patrullas abandonadas en los predios antes señalados, la pérdida es cuantiosa para el Estado, pero en el negocio de la chatarra, lo redituable es el pago en efectivo, el cual no deja registro en cuentas bancarias ni comprobación legal, además de que es de rápido acceso para quienes realizan estas transacciones.

Lote de maquinaria pesada

Para Moreno Cárdenas, el dar de baja a unidades oficiales también es un negocio fácil y de jugosas ganancias pues en otro predio cercano al taller de mantenimiento de la Secretaría de Obras Públicas, Desarrollo Urbano e Infraestructura (Seduopi) existe un lote de casi 30 maquinarias pesadas abandonadas el cual supera los más de 10 millones de pesos.

Desde retroexcavadoras, compactadoras, rastrillos, mano de changos, escarificadoras, plantas de energía y otros sets de maquinaria industrial de marcas certificadas como Caterpillar e Ingersoll-Rand, hasta pipas suministradoras, góndolas, volquetes, camiones de transporte y unidades pesadas, es el gran lote de chatarra que podría ser rematado por el Estado.

Y aunque se buscó de manera imparcial la versión oficial de las autoridades sobre las condiciones y el estatus de estas unidades pesadas, los encargados del taller negaron dar informes, sin embargo, a simple vista se pudo constatar mediante una galería el deterioro de los fierros, el daño y la falta de mantenimiento.

El lote en cuestión podría superar los diez millones de pesos, pues en el mercado de la construcción, maquinaras de segunda mano de este tipo y modelo oscilan entre los 300 y 500 mil pesos, transacciones que se efectúan en registro y bajo procedimiento de refacturación.

Gilberto Cortez Castillo, empresario local del ramo constructor, comentó que la demencia de las autoridades, la falta de inversión en mantenimiento y el nulo conocimiento en la materia son principales factores de imprudencia para las condiciones de estas maquinarias.

“Estas maquinarias en las condiciones que se encuentran tienen un valor considerado, pues son de marcas certificadas que con cuestión de mantenimiento se pueden poner en funcionamiento completo, por maquina el precio de venta ronda entre 300 mil hasta el medio millón de pesos, pero lamentablemente, la demencia de las autoridades ha provocado que las desechen como tal chatarra” acortó.

Fuente: PorEsto

Comments are closed.