martes, noviembre 24

Vila Dosal solicita declaratoria de emergencia para 33 municipios de Yucatán

0
249

 

Son 384 mil 780 los habitantes perjudicados con diferentes daños

El gobernador Mauricio Vila Dosal solicitó formalmente a la Federación la Declaratoria de Emergencia para 33 municipios del oriente afectados por la trayectoria que siguió en territorio yucateco la tormenta tropical Zeta.

El mandatario dio a conocer que esta tarde giró la petición a la Coordinación Nacional de Protección Civil, de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, para que, conforme a los lineamientos del Fondo de Desastres Naturales (Fonden), Yucatán pueda acceder a los recursos del Fondo para la Atención de Emergencias.

La solicitud de Declaratoria de Emergencia es para los municipios más afectados por los recientes embates de Zeta, como son: Buctzotz, Calotmul, Cenotillo, Chemax, Chichimilá, Chikindzonot, Cuncunul, Dzidzantún, Dzilam de Bravo y Dzilam González.

Asimismo, Dzitás, Dzoncauich, Espita, Huhí, Hunucmá, Kaua, Panabá, Quintana Roo, Río Lagartos, San Felipe, Sinanché, Sucilá, Tahmek, Tekal de Venegas, Tekom, Temax, Temozón, Tinum, Tixcacalcupul, Tizimín, Uayma, Valladolid y Yobaín.

Severos daños en viviendas de municipios

El titular de la Coordinación Estatal de Protección Civil, Enrique Alcocer Basto, recordó que los 33 municipios del estado mayormente afectados reportaron daños severos en viviendas, calles inundadas, árboles y techos de lámina derribados, falta de energía eléctrica y agua potable, daños en postes de alta tensión y de alumbrado público.

Asimismo, hubo caída de postes y cables de infraestructura, perjuicios en embarcaciones menores y cultivos dañados e inundados.

En la solicitud de declaratoria se pide que consideren las afectaciones previas a estos municipios por los embates desde el pasado 2 de octubre de la tormenta tropical Gamma y del huracán Delta con lluvias continuas, inundaciones, saturación de los mantos freáticos y fuertes vientos.

Señaló que otras afectaciones a considerar es el reblandecimiento del suelo y de la estructura de las edificaciones, condiciones actuales que los han debilitado severamente en un período tan corto de tiempo y de exposición a las inclemencias del clima.

A través de esta Declaratoria, el Gobernador manifestó a los responsables de dichas instancias federales que los daños provocados por los eventos ciclónicos han rebasado la capacidad operativa y financiera de esta entidad federativa y de los municipios afectados, en virtud de la magnitud del fenómeno natural que nos ocupa.

Por ello, expresó el compromiso de su gobierno de observar y cumplir con lo dispuesto en los lineamientos y demás disposiciones aplicables respecto de los procedimientos y recursos derivados del Fonden.

Fuente: Novedades Yucatán

Leave a reply