sábado, diciembre 14

Yucatán no es foco rojo de ‘huachicol’: comandante Aguirre

0
89

El operativo del miércoles se trató de una verificación, no se detectó toma clandestina, asegura

Aunque recientemente se registró movilización de elementos del ejercito en los montes de la comisaría de Flamboyanes, Progreso, por una supuesta toma clandestina de combustible, el comandante de la 32 Zona Militar, Andrés Fernando Aguirre O. Sunza, descartó que se trata de otra perforación al ducto y afirmó que en Yucatán, comparado con otros estados, no es un foco rojo en la materia. “En lo institucional no está considerado como tal, pero el simple hecho de un solo incidente refleja que debemos redoblar los esfuerzo para mantener los índices más seguros que tiene entidad”, manifestó.

Este año se han realizado en Yucatán una serie de aseguramientos de combustible y se han descubierto por lo menos cinco tomas clandestinas en tres puntos de los ductos de Petróleos Mexicanos (Pemex), una de ellas a principios de enero por la zona de la comisaría de Flamboyanes; el 28 de mayo se hallaron dos tomas; antes, en ese mismo mes, se encontró otra, todas entre los puentes de San Ignacio y Tamanché.

Este miércoles, 19 de junio, se realizó otro operativo de seguridad en el ducto de Pemex en las tuberías que corren a unos 50 metros al poniente de la carretera federal Mérida-Progreso, sin embargo, Aguirre O. Sunza negó que se tratara de una toma clandestina más: “fue una verificación”.

“No se trata de una toma clandestina, como ustedes bien saben, el poliducto de la terminal remota de Progreso a Mérida está en constante supervisión por la misma empresa Pemex”, aseguró.

“Como lamentablemente hemos tenido algunos hechos en esa misma área de Flamboyanes, se tiene que recorrer todas los demás lugares donde se ha tapado esas tomas clandestinas”.

Lo que se dio el pasado miércoles, precisó, fue una verificación, no fue una toma clandestina. “No hay indicios, había olor e indicadores de los instrumentos de medición que marcan una baja presión, pero no hubo toma clandestina”

El funcionario recordó que la vigilancia es permanente, con tropas del ejercito, personal de Pemex, Marina para evitar que sucedan estos hechos. “Estamos revisando constantemente el poliducto, patrullamos la zona, pues se trata de disuadir e impedir que sucedan esos hechos”.

Fuente: La Jornada Maya

Leave a reply