sábado, julio 11

Yucatán, tercera entidad más afectada por incendios

0
688

La Comisión Nacional Forestal (Conafor) reveló que Yucatán es la tercera entidad más afectada por incendios en la zona sur-sureste, con poco más de cinco mil 300 hectáreas siniestradas que, en conjunto con los reportes estatales de Protección Civil, llegan a 9 mil 663.31 hectáreas quemadas.

La Conafor reportó el año pasado para el periodo más alto de incendios que comprende marzo, abril y mayo, que, en esta entidad, un total de mil 850 hectáreas producto de 46 incendios forestales fueron dañadas en 2018 y Protección Civil, reportó el mismo año poco más de mil 500.

Con ello, este 2019, Yucatán tuvo un alza en territorio quemado por incendio de entre dos a cinco veces más de lo que fue siniestrado en todo el año pasado, producto, principalmente de la mano del hombre, como basura, colillas de cigarro encendidas, entre otras, como consigna Protección Civil local.

Solamente Conafor reportó este año un daño regional de 56 mil hectáreas por un total de 555 incendios en la zona que comprende a los estados de Chiapas, Tabasco, Campeche, Yucatán y Quintana Roo, siendo la primera, Chiapas con la mayor proporción territorial siniestrada por 31 mil hectáreas, que representan más del 50 por ciento.

Al respecto, el jefe del Departamento del Centro Regional de Manejo del Fuego Sureste, Pánfilo Fernández Flores, detalló que inmediatamente después de Chiapas, Campeche obtuvo un registro de más de 11 mil hectáreas incendiadas, para que en el tercer peldaño aparezca Yucatán con cinco mil 300, e inmediatamente después Quintana Roo con cuatro mil 300 hectáreas dañadas.

Con lo anterior, entre los cinco estados de la zona, la Península de Yucatán conjunta la segunda área más afectada por siniestros con un total de 20 mil 600 hectáreas de extensión territorial dañadas por los incendios, muy por debajo de la afectación registrada en Chiapas.

—Cabe señalar que el daño que se ha registrado se da principalmente en la vegetación herbácea y arbustos, es decir, no se trata de incendios de gran escala que abracen las copas de árboles como sucede en otros lugares del mundo. Y son tres los factores que influyen fuertemente para propiciar los incendios: el tiempo atmosférico, la topografía y los combustibles —explicó Fernández Flores.

La variación existente entre los registros de la dependencia federal y de Protección Civil local radica en el hecho de que la dependencia federal concentra esfuerzos en las áreas protegidas nacionales, mientras que Protección Civil la totalidad del estado.

De acuerdo con los reportes de Procivy a pesar de estos acontecimientos mayo resultó el mes con menor número de hectáreas siniestradas y Yucatán fue considerado este año, por el Centro Nacional de Manejo de Fuego, como estado de baja incidencia, según el reporte del 1 de enero al 6 de junio de 2019, reveló la dependencia en comunicado oficial.

Por zonas de afectación Conafor informó de 21 casos, 10 de los cuales se presentaron en el municipio de Tekax, en áreas naturales protegidas y en coordinación con Protección Civil estatal se atendieron 388 incidentes con brigadas regionales en Tizimín, Valladolid, Izamal y Tekax y con las municipales, distribuidas en los puntos más vulnerables de la entidad.

En el marco de la prevención de siniestros, concluyó ayer en esta ciudad el Curso S-430 dirigido a Jefes de las Secciones de Operaciones de 12 estados, con la participación Chiapas, Quintana Roo, Colima, San Luis Potosí, Querétaro, Aguascalientes, Hidalgo, Michoacán, Tlaxcala, Guerrero, Tabasco y Yucatán, y un total de 33 participantes.

Indicios de “Año Niño”

Como dimos a conocer, en abril pasado la Coordinación Estatal de Protección Civil del Gobierno del Estado de Yucatán informó que hay “todas las condiciones” para que este 2019 se genere el fenómeno de “Año Niño”, con lo que la probabilidad de actividad de incendios sería elevada esta vez.

De acuerdo con Enrique Alcocer Basto, titular de esta dependencia, se recibieron reportes de siniestros todos los días en la entidad, aunque ninguno fuera de control.

Recordó que desde el paso del huracán Isidoro en septiembre del 2002, se “incrementó” el plazo para quemas del 16 de febrero y al 31 de mayo se realice este proceso, pero que desde este año se recuperó el arranque formal en fechas, del 1 de marzo y hasta el 31 de mayo del presente año.

Fuente: Punto Medio

Leave a reply